domingo, 7 de octubre de 2018

Reto al Salón de la Fama: historia de un reto autoimpuesto

El año pasado afrontamos lo que pensamos que iba a ser una interesante propuesta en la que, tras contaros cuáles eran los RPGs favoritos de nuestro Salón de la Fama para los miembros del staff de Destino RPG, nos planteamos un reto en el que, a lo largo del año, jugaríamos a algunos de los títulos pendientes de esa lista que teníamos cada uno de nosotros, con vistas a explicaros nuestra experiencia sobre cómo se afrontan esas obras de leyenda tras el paso de los años.

Jugar a un par de títulos en un año no parecía algo complicado, de hecho todos nos hemos pasado multitud de juegos en este periodo, pero la realidad nos ha demostrado que, en un año muy diferente para los que formamos el staff de esta página, esta propuesta ha sido prácticamente inasumible... al completo.

Entre eventos personales, nuestros propios backlogs, títulos a analizar ofrecidos por las distintas compañías y nuestras propias compras de nuevos juegos de los que disfrutar nos han hecho asumir que hemos quedado muy lejos de cumplir TODAS las propuestas que nosotros mismos nos planteamos hace un año, reflejando una vez más que obligándonos de esta forma es muy complicado que podamos afrontar y mucho menos disfrutar de muchos títulos, por muy buenos que sean.

Pasemos a comentar los resultados de forma pormenorizada:
Empecemos con nuestro administrador, que fue el que procuró pillarse menos los dedos y sólamente se planteó afrontar Fallout New Vegas y/o Terranigma. El primero lo adquirió rápidamente en unas de las múltiples ofertas de Steam y, ciertamente, se lanzó a por el mismo. No lo pasó muy bien en los inicios del título por sus problemas con prácticamente cualquier obra que tenga elementos de Shooter, pero eventualmente lo acabó a finales del 2017... sin completar los DLCs.

Entonces, de una entrada un tanto caótica sobre Bethesda, los RPGs de mundo abierto y las sensaciones que le dejó el título, Drive advirtió que se había perdido un contenido importante para nuestro protagonista que le daba más empaque: tendría que jugar un capítulo nuevo de un juego que ya había dejado atrás para poder ser consecuente con el mismo y... buff. Al final, aunque realmente vio lo que ocurría en ese capítulo, la entrada sobre el juego acabó saliendo el pasado mes de junio, centrada principalmente en la experiencia base, que es básicamente la única a la que estaba "obligado".

Para Terranigma, ha empezado el juego por enésima vez, pero aún no ha encontrado el tiempo de dedicarle una partida completa. Seguirá intentándolo, aunque los ARPGs le suelen dar bastante pereza porque su dificultad y evolución no suelen engancharle.

El caso de Astara es bastante explicativo sobre lo que le ha pasado a muchos miembros del staff: tras una locura de asalto sin tregua a su backlog, completando 100 título en solo un año, afrontar emblemas del género RPG occidental y la base del subgénero de los llamados CRPG (o RPGs de click y pausa) con ambos Baldur's Gate y Planescape Torment, además de la secuela de uno de los mejores RPGs de la historia, Chrono Cross.

La idea tenía sentido, pero su propio sobreesfuerzo acabó colapsando mentalmente y Astara acabó dejando los videojuegos en un segundo plano para centrarse en su vida personal, trabajo, amigos, viajes y familia. Un planteamiento tan lógico que no admite discusión y trivializa mucho esta "derrota" al no haber completado ninguno de estos títulos. Ha ganado mucho más que esto.

El caso de Cid es muy similar al de Astara: circunstancias laborales y personales le han obligado a tomarse un descanso de los videojuegos, por lo que ni The World Ends With You (aunque admite que le gustaría probar su versión Final Remix en Switch), ni Final Fantasy VIII, ni Persona 3 han podido ser completados este año. Ya tendrá más tiempo en el futuro, seguro.


M2Hero empezó como un tiro este reto, mostrando su propia visión de The World Ends With You en poco más de un mes desde que iniciamos esta "carrera". Luego ya vino su flamante Nintendo Switch y, claro, eso le cambió un poco el ritmo y las prioridades.

Además de disfrutar de la nueva consola de Nintendo, M2Hero ha estado particularmente activo en múltiples frentes y el trabajo tampoco le ha dado tregua, por lo que, y esto no hace falta ni preguntárselo, la mejor opción sería que Nintendo lanzase Paper Mario y Mother/Earthbound Zero en Switch para que se pueda plantear el jugarlos en un sistema que, por sus características de portátil, es el único que puede acompañarle en sus ajetreos... si acaso.

Aún así, cumplió al jugar uno de su lista planteada, así que no hay nada que discutirle.

De los tres títulos que se propuso, Memele finalmente se decidió por Paper Mario, un título que no acabó de convencerle como uno de los grandes para el género por diversas razones que explica en su análisis, sin negar que es divertido.

Le quedarían eventualmente títulos que se consideran como mucho más serios para los amantes del género RPG: Xenogears y Chrono Trigger. Teniendo en cuenta que el segundo está disponible en Steam y tiene sus problemas iniciales bastante solventados, es posible que lo acabe jugando tarde o temprano, pero sin meterse prisas, que siempre es una mala consejera.

Macrox ha sido uno de nuestros principales analistas de nuevos lanzamientos a lo largo del año, por lo que raro ha sido el periodo que no ha estado jugando a algún RPG a topa prisa para tener listo un análisis para Destino RPG o, directamente, trabajando en grandes proyectos que van mucho más allá de los de esta página.

Así pues, el "toque retro" de afrontar Suikoden, Planescape Torment o Mother ha quedado totalmente aparcado ya que, bueno, preferimos que nos escriba sobre novedades a que se embarque en títulos de vieja escuela.

Y cerramos (porque Desaya no era miembro del staff el pasado año, así que no participó en este juego) con el ejemplo de la mala suerte en este reto: Drive. Al igual que M2Hero, tenía un claro candidato bien enfilado para darnos su propia visión, Chrono Trigger, un título que le estaba gustando... y en el que ha acabado perdiendo tres partidas guardadas y más de 70 horas de juego por diversas razones. Como jugadores, todos podemos comprender el terrible dolor que supone esto y lo difícil que es tener ánimos para retomar una partida más tras esta sucesión de desastres.

En cuanto a sus otras dos propuestas, ambas han quedado en suspenso por diversas razones: Final Fantasy Tactics quedó "tachado" al ser reconocido por el propio Adell como "es un título con una buena historia para los estándares de la época, quizás no de los presentes", lo que le hizo desconfiar bastante. Sobre Final Fantasy IX hay una razón más sentimental: como "juego fetiche" de Astara, a Drive le encantaría jugarlo con él a su lado, para que la experiencia entre jugador novato-experto haga el camino mucho más interesante. Pasará algún año, pero de momento esta propuesta se queda en el aire.


Como habéis podido leer, en realidad solo tres hemos podido cumplir jugando, al menos, a uno de los títulos propuestos en nuestras listas y, los que no, han tenido razones más que sobradas para no hacerlo, ya que no han estado faltos de otras ocupaciones. Con esto también queremos demostrar que, por muy buenos que nos parezcan ciertos títulos, pretender que alguien los juegue sin un interés real o cuando no cuentan con el suficiente tiempo para ello es algo absurdo. Somos personas independientes, con nuestras propias prioridades y deseos, así que lo que nos ha parecido más interesante de este reto ha sido descubrir que, en realidad, es mejor jugar a lo que queremos jugar y dejarnos de backlogs forzados.

Los videojuegos son para disfrutarlos y esa debería ser nuestra prioridad. ¿Qué más da no haber jugado a un título u a otro? Eso hace más interesante cuando de verdad queremos probar otros estilos. O no, porque también podremos estar encantados con los juegos de siempre que nos encandilan. Ahí debería estar la gracia, en ser diferentes y compartir la pasión por los videojuegos, aunque con gustos variados. ¿No lo veis así?

2 comentarios:

  1. En mi caso, como el de otros, las novedades y el gran backlog pendiente hicieron que no priorizara este reto y cumpliera sólo con los mínimos, que era jugar a 1. Pero como ya dije en su momento, eventualmente jugaré los otros dos, aunque no creo que a corto plazo ^^U

    ResponderEliminar
  2. Yo por ejemplo el caso de Suikoden me desmotiva un poco porque siempre me han dicho que juegue mejor al 2... El Torment impone mucho para tomarlo a la ligera, y mother, bueno, no he visto el momento de abordarlo.

    ResponderEliminar