martes, 22 de septiembre de 2015

Final Fantasy IX: La oda de Sakaguchi

¡Hola a todos! Aquí Astara con un artículo muy especial para mi. Final Fantasy IX es, sin duda, mi título favorito de la saga Final Fantasy y, seguramente, uno de los mejores JRPGs a los que he jugado, bajo mi humilde opinión. Hace relativamente poco, el compañero BaschGT nos traía un experiencias roleras del juego en cuestión, contando todas sus virtudes y sus defectos.

Yo voy a dar un paso más allá. No voy a hablar en profundidad del título, ya que eso lo tenéis en el blog y sería repetir contenido. Mi intención es hacer una recopilación de todas las curiosidades, alusiones, etcétera que contiene Final Fantasy IX a la saga en general y a algunas otras obras de literatura, teatro, anime...

Seguramente, me deje alguna en el tintero, ya que estas son únicamente una combinación entre las que conozco y las que he encontrado por internet. Sois libres de añadir más contenido en los comentarios.

Por cierto, he de añadir que en la entrada daré este juego por terminado, por lo que contendrá spoilers. También puede ser posible que haga referencias a otros títulos y a historias avanzadas (o incluso completas) de otras obras, así que si todavía no habéis completado algún juego que comente, mejor saltaros esa parte.

En fin, comencemos:

Nada más empezar a jugar, tener que ir a rescatar/secuestrar a Garnet, la veremos corriendo cubierta de una túnica blanca. Túnica que se asemeja mucho a la utilizada por los Magos Blancos. Esto es una doble alusión, tanto para hacer un guiño a la primera entrega, como para indicarnos que, ¡sorpresa! la protagonista femenina es una maga blanca. Y hablando de Magos Blancos. El grupo inicial constituido por Steiner, Yitán, Garnet y Vivi, cuyas clases son Guerrero, Ladrón, Maga Blanca y Mago Negro son el grupo inicial más escogido en las partidas de Final Fantasy.

Imagino que todos habréis caído en esta. Tanto el villano principal de Final Fantasy como el principal antagonista del IX (ya que todo el plan maquiavélico es ideado por él, en primera instancia) se llaman Garland.

¿Os acordáis del Monte Gulug? Pues resulta que era donde nos enfrentábamos a Marilith en el Final Fantasy original, el guardián del cristal del fuego. Claro que se cambió el nombre a Volcán Gulug, aunque desconozco si por error del traductor al no caer en la referencia o de forma intencionada.

¿Qué me decís del mapamundi de Final Fantasy IX? ¿No os recuerda un poco al de Final Fantasy, con sus cuatro continentes, que casualmente cada uno contendrá un templo donde se custodia uno de los cristales?

Hablando de templos. Existen cuatro, los mismos que en el Final Fantasy original. Los cuatro custodiados por cuatro guardianes, que guardan el mismo nombre que en el original: El citado Marilith, guardián del Templo del Fuego. Kraken, guardián del Templo del Agua. Lich, guardián del Templo de la Tierra, y Tiamat, guardián del Templo del Aire. Y esto va a más: Cuando accedemos Memoria, la penúltima mazmorra del juego, nos tendremos que volver a enfrentar a ellos. Igual que ocurría en el Templo del Caos.

Esta referencia es algo más complicada de pillar. El artwork del castillo de Alexandria y del de Cornelia son bastante similares, siendo ambos la primera localización que visitaremos en el juego.

¿Cueva de hielo? Vaya, resulta que también había una en Final Fantasy. Claro que no nos enfrentábamos a ningún Vals Negro por aquél entonces.

Supongo que todos recordaréis la Gruta de Gizamaluke, que contenía uno de los enemigos más complicados del juego, el propio Gizamaluke. Y supongo que todos recordaréis también lo tediosa que se hacía al tener ir recopilando campanas para abrir las puertas. Pues resulta que Kashuan Keep tenía un planteamiento similar, donde teníamos que ir haciendo sornar campanas para ir avanzando.

Ya os comenté que considero a Garland el auténtico villano de la historia. Su castillo en Terra se llamaba Pandemonioum, que nos dejaba uno de los mejores momentos del juego con Yitán replanteándose su existencia mientras sonaba You're Not Alone, una de las mejores composiciones de Uematsu. Pues dicho castillo también existía en Final Fantasy II: La residencia de Mateus, el gran emperador de la segunda entrega. De hecho, la melodía que suena mientras estamos en el castillo es un remix de la original, sólo que con un tempo más lento.

Hablando de zonas tediosas. ¿Recordáis la historia que nos contaba Ramuh? Bueno, más bien la que nosotros teníamos que contarle a él para que se nos uniera, recogiendo fragmentos de la misma por el bosque. Pues resulta que es una clase ilusión a la historia de Josef en Final Fantasy II.

Esto es un error de traducción, pero en la versión original lo mantuvieron: Una de las campanas de Burmecia, la campana de Protección, está firmada por el filósofo Minwu. Minwu es un personaje jugable en Final Fantasy II. Que hablando de eso, también tenemos un NPC llamado Guy en Lindblum, otro personaje de nuestro grupo en la segunda entrega,

La casa de subastas de Treno contiene dos artefactos: El Espejo de Une y el Artefacto de Doga. Une y Doga son dos hechiceros que nos ayudarán a entrar en la Torre Cristal en Final Fantasy III. Para más referencias, el Espejo de Une contiene sus últimas palabras en su descripción: "The body may perish, but the spirit lives on". Aunque ambos objetos son inútiles, si poseemos los dos y volvemos a la Aldea de los Magos Negros en el inicio del Disco 4, si examinamos el gramófono de la posada, sonará un remix de Doga and Une's Theme, original de Final Fantasy III.

El Invencible, nuestro último barco volador, tiene el mismo nombre que el último barco volador en Final Fantasy III.

¿Y qué tal la batalla final? Los dos grandes villanos comparten algo en común: Su miedo a la muerte. Todo lo que hacen es consecuencia de su temor a la mortalidad. La masacre que ambos efectúan serán la consecuencia de que tanto Tiniebla Eterna como Nube de Oscuridad entren al mundo de los mortales. Que, casualmente, serán el gran enemigo final a batir, sacado un poco de la manga. Afortunadamente, no tendremos un World of Darkness en Final Fantasy IX, algo es algo.

Otro error de traducción, pero que en la versión japonesa se puede apreciar su similitud: ¿Os acordáis de los entrañables enanos de Conde Petie? Pues resulta que su saludo, ¡Lali-ho! era el mismo utilizado por los enanos del inframundo en Final Fantasy IV. Claro que aquí nos llegó como ¡Rari-ho!

Existía también cierta carta en el Tetra Master, la carta de Namingway, que nos permitía cambiar el nombre de nuestros personajes su visitábamos a un hombre en Daguerreo. Pues resulta que Nagminway era un NPC en Final Fantasy IV que hacía exactamente lo mismo.

Y hay más cartas que hacen referencias a Final Fantasy IV, ¿os acordáis de la carta de las Dos Lunas? En ella, se veían a los dos planetas: Gaia y Terra. Pues en Final Fantasy IV también tenemos dos lunas, una roja, y otra azul. Y, al igual que ocurría en Final Fantasy IV, habrá que viajar al otro mundo.

¿Y qué decir de Cid, un personaje que aparece en todas las entregas de la saga? Cid Fabool, como se llama en Final Fantasy IX, resulta fonéticamente similar a Fabul, uno de los reinos de Final Fantasy IV.

El arma final de Freya, nuestro Dragoon en Final Fantasy IX, es la lanza de Kain. Kain es, seguramente, el Dragoon más conocido de la franquicia, personaje controlable y fundamental en la trama del cuarto título.

¿Recordáis el Castillo de Ipsen? Donde teníamos que equiparnos con las armas más débiles para hacer el mayor daño posible. Pues en Final Fantasy IV también existía esto, pero esta vez se llamaba Cueva Magnética. Eso sí, el concepto y efecto era diferente entre ambos juegos.

Ton y Son (o Zhorn y Thorn, en la versión inglesa) tienen un nombre muy similar entre ellos. Ambos son gemelos. Ambos utilizan la habilidad Twincast, que permitía darle al otro la posibilidad de ejecutar dos de los hechizos más poderosos del juego: Cometa y Meteo. Pues resulta que en Final Fantasy IV tenemos a Palom y Porom. Y sí, son gemelos, tienen Twincast y sus nombres son muy similares.

¿Y qué me decís del clímax del tercer disco de Final Fantasy IX, donde se invoca a Alejandro? Todos recordaréis también que para invocar a Alejandro era necesario reunir las cuatro joyas (aunque esto ocurre más por rellenar que otra cosa, al final se acuerdan de cómo era el hechizo) Pues para invocar al Gigante de Babel en Final Fantasy IV había que reunir los cristales. Y ambos son colosos mecanizados. Es más, si veis los artworks originales de Amano para ambos, veréis que son tremendamente similares.

Rydia y Vivi comparten algo más en común, además de ser ambos Magos Negros: Los dos utilizan el hechizo Piro para poder acceder al Monte Hobs o a la Cueva de Hielo, respectivamente. Por cierto, ambos títulos poseen un príncipe que es atacado por un Antoleón (supongo que todos recordaréis el combate contra el mismo en Cleyra)

Más alusiones entre personajes. Beatrix y Cecil poseen mucho en común: Ambos son los comandantes de la fuerza de élite de su país y son temidos por sus enemigos. Ambos son devotos absolutos de su rey y cumplen cada una de sus órdenes sin cuestionarlas, hasta un punto en la historia. Los dos son paladines (vale, Cecil no es uno al principio, pero eventualmente se transformará). ¿Y el barco de Beatrix? La Red Rose, clara referencia a los Red Wings de Cecil.

Y seguimos, Alexandria y Baronia, los dos reinos iniciales de ambos juegos. Como digo, los dos comparten en común que son Reinos y son la primera nación en revelarse. También poseen en común un monarca pacífico hasta llegado un punto en la historia, que comenzará a invadir el resto de las naciones. Y ambos monarcas tendrán un hijo adoptivo, que serán sus sucesores ya que son tratados como hijos propios. (Garnet y Cecil)

Por cierto, no es casualidad que Yitán y Kuja sean hermanos. Cecil y Golbez también lo eran.

Hablaba al principio que Steiner era un Guerrero. Pero todos sabréis también que, si Vivi está presente, poseerá una nueva habilidad: Espada Mística. Esta era la habilidad de los Mystic Knights en Final Fantasy V, uno de los numerosos trabajos del juego.

¿Os acordáis de la tediosa cadena de misiones de la central Mogured, donde teníamos que actuar de mensajero entre los Moguris para ver qué había pasado con la central que no mandaba cartas? Pues resulta que la música que suena de fondo cuando la visitamos es un remix del tema de los moguris de Final Fantasy V.

¿Y qué hay más adorable que un Moguri, con su pompón? Pues un chocobo. Nuestro chocobo en Final Fantasy IX se llama Boko, el mismo nombre que el chocobo de Bartz, protagonista de la quinta entrega.

Volviendo al Tetra Master, la carta Barco Volador tiene exactamente el mismo sprite que el barco volador de Final Fantasy V.

La primera vez que se utilizó el nombre propio de las habilidades del Dragoon, Lancer, fue en Final Fantasy V. Freya utiliza este comando para poder seleccionar sus habilidades en Final Fantasy IX.

Esto es algo bastante desconocido para muchos. En Final Fantasy IX, existían enemigos hechos de piedra (en Oeilvert por ejemplo) que podíamos ejecutar directamente si les lanzábamos una aguja de oro. Pues la primera vez que pudo hacerse esto fue en Final Fantasy V.

También os acordaréis de cierto personaje con cuatro brazos que podemos encontrar en Alexandria, Treno y posteriormente en Daguerreo, que no revelerá su nombre hasta haber completado una cadena muy larga de misiones. Pues se llamaba Gilgamesh, igual que uno de los antagonistas del V, y ambos se parecen bastante.

El ataque más poderoso de Tiniebla Eterna, Grand Cross, es también el más poderoso utilizado por Exdeath, que casualmente ambos son los enemigos finales de sus respectivos juegos.

Esta es una de las referencias que desgraciadamente se pierden con la traducción: Nova Dragon, la montura de Kuja y enemigo que nos enfrentaremos tanto en el final del Disco 3 como en el principio del Disco 4, es una traducción de Shinryu, enemigo de Final Fantasy V que, sí, también es un dragón.

Empezaremos por la referencia más obvia: Terra, protagonista original de Final Fantasy VI (más bien una de las protagonistas, porque Final Fantasy VI es, ante todo, una obra coral) tiene su referencia en la novena entrega con el nombre del planeta de donde provienen Yitán y Kuja.

Si bien los ataques más poderosos de la saga, conocidos como Limit Breaks, Overdrive, etc son claramente identificables, el sistema de límites comenzó en la sexta entrega, de manera bastante peculiar, ya que no todos los personajes tenían uno y su sistema estaba bastante oculto. En Final Fantasy IX, este sistema se denominó Trance, el mismo nombre que el límite de Terra. Que por cierto, tanto Yitán como Terra se ponían se transformaban en una especie de super saiyan de color rosa.

Lindblum está llena de referencias. Podíamos encontrarnos a Guy de Final Fantasy II, pero también está Locke, referencia a uno de los personajes mejores escritos de la sexta entrega.

¿Y la forma de eliminar a Garland? El villano de Final Fantasy VI, Kefka, hacía exactamente lo mismo que Kuja con el emperador Gestahl, arrojándolo desde el continente flotante. Por cierto, desde el inicio del juego tanto Kefka como Kuja planean traicionar a su superior.

Beatrix también se parece mucho al general Leo, ya que ambos nos perseguirán durante parte del juego y podremos controlarlos durante un pequeño lapso del tiempo. Además, ambos son generales de sus respectivas fuerzas de combate. Por cierto, ambos tienen a su disposición la habilidad Shock.

Volviendo a nuestros amigos con pompones, todos recordaréis a Mog (Mogu, en español), el moguri protector de Eiko que acabaría resultando ser Madine, una de las invocaciones más poderosas. Pues resulta que Mog también era el nombre del moguri que podremos controlar en la sexta entrega.

Para los que exprimisteis el título totalmente, recordaréis a Ozma, el enemigo más poderoso del juego (aunque bastante aleatorio en función del RNG, todo sea dicho). Uno de sus ataque, Flare Star, tiene el mismo nombre que otro ataque de Arma Artema, un enemigo opcional de Final Fantasy VI.

El Palacio de Kuja, una de mis localizaciones favoritas de esta entrega a nivel artístico, posee una referencia bastante clara (aunque difícil de caer) a Final Fantasy VI: Uno de los puzzles que tendremos que superar girará entorno a tres estatuas, y, cito del inglés, ya que no recuerdo sus nombres exactos en español: Promise of the Evil God, Truth of the Devil e Illusion of the Goddess. Tres estatuas, cada una refiriéndose claramente al infierno, purgatorio y cielo. ¿No se os asemeja a la Warring Triad?

Hablando de estatuas, en Alexandria tendremos una en honor al general Madelene. Madelene era la madre de Terra en Final Fantasy VI.

También recordaréis el sistema de aprendizaje de habilidades, donde cada pieza de equipo nos enseñaba habilidades. En concreto, para aprender las invocaciones con Garnet y Eiko había que equiparse unas piedras preciosas (rubíes, amatistas, zafiros...) ¿No os recuerda al sistema de aprendizaje de habilidades del VI empleando magicitas? Y, hablando de piedras. En función de cuál equipábamos a Eiko, el eidolón Rubi tenía distintos efectos. Pues todos estos efectos son adquiridos a través del esper Rubi en la sexta entrega.

Esta es difícil de ver también, pero tras la destrucción de Alexandria, si hablamos con uno de los soldados, nos dirá que Brahne planea hacer una ópera en la ciudad. Lástima que al final no lo hiciera para deleitarnos con una de las escenas más famosas de Final Fantasy VI... ¡Ah! Y no es la única localización que comparte en común. En Treno también tenemos una Casa de Subastas, al igual que ocurría en la sexta entrega.

Que por cierto, que secuestremos a Garnet mediante una obra de teatro no es casualidad. En Final Fantasy VI hacíamos exactamente lo mismo con Celes, mediante la citada ópera de Maria and Draco.

Esta es muy obvia: Cuando nos disponemos a rescatar a Garnet de las entrañas del Bosque Maldito, la banda de Tantalus nos tocará para animarnos la marcha de Rufus, uno de los antagonistas de Final Fantasy VII.

En Dali, se nos dará la opción de leernos nuestra suerte en función de qué color sea la tarjeta que saquemos. Cait Sith hacía exactamente lo mismo con nosotros en Gold Saucer.

En Lindblum, si examinamos una de las espadas de la tienda, Yitán comentará que recuerda a un tío con el pelo puntiagudo llevando una gran espada. Que sea referencia a Cloud o a Zack, ya os lo dejo a vuestra imaginación.

Lindblum es, como digo, donde mayores referencias a la saga existen. Una de las niñas que nos encontraremos en la ciudad se llama Elena, como uno de los miembros de los Turcos.

Volviendo a Alexandria, tras su destrucción, podremos hablar con una chica cuyo nombre es "Chica de las Flores", que nos dirá, refiriéndose a Waimar, el soldado Pluto VII (vaya, VII) que He's handsome, but he's not exactly Mr. Personality..." (no recuerdo la línea usada en la traducción al español, si eso se le puede llamar traducción claro). Es la misma línea que usa Aerith en Final Fantasy VII para referirse a Cloud.

La crisis de identidad que sufre Yitán al enterarse de que es creado de forma artificial y proviene de Terra guarda relación con la sufrida por Cloud al enterarse que ha sido parte del proyecto Jenova. Eso sí, al menos, no nos quedamos paralíticos. Por cierto, al final entramos en razón gracias a Garnet/Tifa.

Uno de los límites de Cloud, Climhazzard, es también una habilidad de Steiner y Beatrix. Y hablando de habilidades, la habilidad de Yitán, Lucky Seven es una alusión al estado All Lucky 7s, ya que ambos requieren que tengamos 7777 puntos de vida para poder hacer 7777 puntos de daño.

Las huellas de chocobo necesarias para llamar a uno en Final Fantasy VII guardan una referencia a que eran la zona necesaria para capturar a uno en Final Fantasy IX.

Por cierto, la función del Árbol Lifa, que servía para devolver las almas de los habitantes de Gaia al planeta y volver al Cristal se asemeja demasiado al ciclo vital del Mako en Final Fantasy VII.

Al final de Final Fantasy IX, en la obra de teatro donde Yitán se quitará la túnica y revelará que está vivo, utilizará una frase en clara alusión a los protagonistas de la séptima y octava entrega (me veo obligado a emplear la frase original, ya que su significado se pierde en la traducción): "No Cloud, no Squall shall hinder us!"

La habilidad White Draw de Freya, que permitía absorber PM del enemigo para recuperarlo nosotros y poder emplear habilidades es, en cierta forma, una referencia al sistema de extracción de esta entrega, donde teníamos que extraer magias al enemigo para poder lanzarlas (o romper el juego enlazándola a los atributos, cada uno que le de el uso que quiera)

En el puerto de Lindblum, veremos numerosos ferries. Todos ellos con un 08 pintado. Esto mismo ocurría en Deling con los autobuses.

Por cierto, el ataque de Diablo de Final Fantasy VIII, Dark Messenger en su versión original, se llama exactamente igual que el tema de Kuja durante su enfrentamiento.

Como todos sabemos, durante esta etapa donde se estaba gestando la fusión de Square Enix, se llegó a tener tres juegos de la saga principal en desarrollo: Final Fantasy IX para PSX, Final Fantasy X para PS2 y Final Fantasy XI, como su primer MMORPG para diversas plataformas.

Desgraciadamente, salvo que sepamos japonés, esto no lo sabremos nunca: Nuestro amigo Ragtime, ese simpático señor/robot que nos hacía preguntas sobre la cultura de Final Fantasy IX, lee todas las preguntas de una carta. Esa carta tiene algo escrito, y dice: "El tema principal de Final Fantasy X es el coraje: ¿Verdadero o Falso?"

Tanto Ovelia como Garnet fueron criadas como si fueran la hija auténtica del rey, aún siendo meras sustitutas debido a la prematura muerte de las princesas auténticas.

Una de las mayores misiones opcionales de Final Fantasy IX, la de recolectar los 12 stellazios, tienen en común con Final Fantays Tactics los símbolos del Zodiaco, sobre lo que girará la mayor parte de la trama del juego.

En cuanto al equipo, la mayoría de las espadas de Steiner tienen el mismo nombre que las espadas de Final Fantasy Tactics. Y un apunte más: Existían en ambos algunos accesorios, los perfumes, que sólo podían ser equipados por personajes femeninos.

Esto suele ser algo común en cada entrega, que el número de la misma, posiblemente, tenga cierta importancia en el título (lo vemos en Final Fantasy XII con los signos zodiacales, por ejemplo). De hecho, Adell ya hizo un ¿Sabías que...? sobre este juego.

Existen nueve Caballeros Pluto. Doble referencia, al número 9 y a las 9 entregas numéricas de la franquicia. Cid también es el noveno Cid de su dinastía. Y hablando de Cids, además del que conocemos, sólo se nos harán referencias a dos: Cid I y Cid VIII. 8 + 1 = 9. ¡Ah! nuestro entrañable Vivi tiene 9 años.

Hay muchísimos barcos voladores a lo largo del juego, pero sólo 9  tienen un nombre y son: El Prima Vista (De la banda de Tantalus), el Carguero (Donde se montan en Dalí), el Blue Narciss (El Barco de Cid), el Witganz (Un barco de Alexandria), el Red Rose (Barco de Brahne), los 3 Hildagarde (Creados por Cid y de calidad muy dispar, ya que el segundo es tan cutre que ni tiene carta propia) y, por supuesto, el Invencible de Garland.

Si contamos a Alejandro, Garnet tiene 9 eidolones. Eiko posee 4, pero gracias a las distintas habilidades de los mismos en función de las piedras que equipemos, poseerá 9 opciones distintas.

¿Sabíais cuántos monstruos amigables existen en el juego? Pues sí, hay 9. Y hablando de 9, Garnet y Zidane son la pareja 100 que se casan en Conde Petie. Esto nos quiere decir que, antes de ellos, se casaron 99 parejas.

Supongo que no os tendré que decir cuántas vueltas había que darle al mural de Madain Sarai para descubrir el auténtico nombre de Garnet, ¿no? Por cierto, en Memoria nos enfrentaremos a 9 jefes si contamos a Hades, aunque sea opcional.

Volviendo a Lindblum, uno de los múltiples NPCs que nos encontraremos dirá una frase de sobra conocida para los seguidores de Star Trek: "Damnit Jim, I'm a doctor, not a miracle worker!"

Y la otra saga espacial, Star Wars, no podía no tener una alusión. Tiniebla Eterna nos dirá la famosa frase de Yoda: "El miedo lleva a la ira, la ira llevado al odio, el odio lleva al sufrimiento". Y si nos derrota, pues nos llevará al lado oscuro, claro. Pero no es la única referencia a la saga. Una de las líneas de Kuja, "Todo está saliendo tal como estaba planeado" es la misma que empleará el Emperador Palpatine en Star Wars V.

Regreso al Futuro también tendrá una referencia, y sí, en Lindblum, durante el Festival de la Caza. Uno de los participantes será perseguido por un Mu, y gritará "¡Gran Scott!".

El nombre de Puck, el príncipe de Burmecia, es una referencia a uno de los personajes de la obra "Sueño de una Noche de Verano".

En esta habréis caído todos, pero las similitudes entre la obra de teatro "Quiero ser tu Canario" en Final Fantasy IX y "Romeo y Julieta" del autor inglés son más que evidentes. Por cierto, el autor de dicha obra se llama Avon, que era como se conocía a Shakespeare en su época.

El símbolo del planeta Terra son tres triángulos unidos. Tres triángulos unidos... espera, esto lo he visto antes. Sí amigos, The Legend of Zelda y su Trifuerza también tuvo su referencia aquí. Y no es el único videojuego ajeno a la compañía que tiene una referencia. Si examinamos la fuente del castillo de Lindblum, se nos dirá que "Parece ser que no hay ningún hueco para poner el medallón", la misma frase que nos decían en Resident Evil 2.

Que la aldea Dali se llame exactamente igual que el pintor español no es casual.

Hemos hablado de las alusiones a la saga o a distintas obras, pero también hay bastantes curiosidades. La primera la veremos nada más ver la caratula. Efectivamente, el logo de Final Fantasy IX es el único de la saga principal que no ha sido diseñado por Yoshitaka Amano. Eso sí, es considerado el favorito de Sakaguchi, ya que, según sus palabras, es lo más cercano a su concepción ideal de Final Fantasy.

¿Sabíais que fue el primer Final Fantasy es ser planteado para un remake, esta vez en PlayStation 2, un año después de su lanzamiento? Afortunadamente, no vio la luz, ya que era bastante innecesario. Los refritos ya estaban a la orden del día por aquella época en el seno de Square Enix...

También cambiaron hasta ¡7! veces el final del juego. Si contamos también el auténtico final y el final secreto donde se nos explica el destino de Vivi, serían 9, aunque eso es demasiado rebuscado ¿no?

En Final Fantasy IX aprendimos que molestar a nuestros amigos con pompón podría resultar peligroso, ya que si abusamos de la flauta en el mapamundi, nos amenazará diciendo que está afilando su cuchillo.

Por cierto, ¿sabíais que es el único título numérico de la franquicia donde podemos jugar con un amigo (si obviamos los MMORPGs XI y XIV)? No se indica en ningún lado, pero si conectamos un segundo mando, podemos asignar el control de los personajes que queramos al segundo jugador. Una lástima que no siguiesen por ese camino, como nos comentaba Drive en su entrada.

Y para finalizar, si ya nos pareció rara la unión Disney/Square-Enix para crear Kingdom Hearts, más rara sería la unión Squaresoft/Coca Cola (sí, la de los refrescos) para promocionar el juego mediante un spot publicitario.

Ya sabéis que los anuncios japoneses están a otro nivel. xD

Seguramente me haya dejado más de una por detrás, ya que son muchísimas. Una de las más divertidas, si mi cabeza no me llama, es la que hacen en las obras de Lindblum/Alexandria, donde uno de los obreros nos dice que "parece que van a durar más que las obras de la Sagrada Familia", pero no recuerdo exactamente cómo era. Como digo, podéis añadir más en los comentarios para intentar completar esto.

Espero que os haya gustado el artículo tanto como a mi escribirlo, y si os gusta, en un futuro traeré otro con otro de los juegos que más fanservice tiene de la saga, Final Fantasy XIV. ¡Un saludo!

10 comentarios:

  1. ¡Muy interesante y entretenido de leer, Astara! Por mi parte, no conocía varias de estas referencias o curiosidades, si bien es cierto que FF IX no es de los que conozco en más detalle. Sería un gustazo ver algo parecido con FF XIV :)

    Algo que siempre se ha dicho en los mentideros es que este título guarda referencias veladas a Dragon Ball, sobre todo si nos referimos a Yitán, su cola, su trance, etc. Me parece que no sale en el artículo.

    ResponderEliminar
  2. Gran lista xD Esto nos demuestra que hacer un buen juego no es sólo escribir un guión bonito y ya :P Conocía casi todas, pero algunas no y siempre hace gracia :)

    Creo que hay una referencia oculta a FFIV. En el castillo de Ipsen (creo), había un enemigo que te sacaba clones de tus personajes, y tenías que "enfrentarte a ti mismo", como Cecil en cierto momento.

    Lo de la niebla del continente de la niebla, creo que es una referencia a FFIII donde parte del mundo estaba cubierto, aunque no recuerdo bien, quizá me lié.

    No sé hasta que punto el comando "engullir" de Quina es una referencia al mismo comando de FFVIII.

    El triple triad es una clara alusión a FFVIII.

    P.D: El comando Trance de Terra no es su "límite", es su comando de habilidad normal, aunque la referencia sigue ahí.

    ResponderEliminar
  3. La mar de interesante, aunque yo matizaría la referencia de Terra: no sé si será así dado que en japo se llama Tina (Celes-Tina). Sólo se puede ver en la traducción, así que no sé si será una referencia hecha a propósito ^^U

    ResponderEliminar
  4. La habilidad de Freya Viento de Reis Mismo nombre de un personaje secreto en FFT
    Los multiples colores de los chocobos

    ResponderEliminar
  5. Pufff... Cuanta nostalgia reunida en una sola entrada. Jaja. Me ha encantado Astara. ¡oh si! y que no se me olvide, ¿WTF? con ese vídeo promocional de Coca-Cola, no tenía ni idea. xD

    Por mi parte, muchas me han sorprendido, ya que conocía muchas (sobretodo del FFI y el FFVI), pero me he dado cuenta que ni de lejos llegaba a la mitad de guiños y referencias.

    Pero un detalle sobre FFII, que lo tengo bastante fresco de terminarlo hace unos meses, no es exactamente un error: Pandemonium no es el castillo del Emperador, la residencia de éste es Palamecia. El Pandem. es la mazmorra final del juego que el Emperador, ya transformado, levanta desde las profundidades para destruir el mundo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Muy buena entrada! has recogido muchísimos detalles e información, algunos de ellos los conocía pero otros son nuevo, es curioso algunos guiños que tiene, no me extraña que Sakaguchi siempre haga referencia a este como su FF favorito, es una oda a sus propias creaciones xD

    ResponderEliminar
  7. ¡Muy interesante la entrada! Conocía bastantes de las referencias, pero hay tantas que siempre se nos escapará algo... La verdad es que se nota que Final Fantasy IX está hecho con mimo, coincido mucho con el título que le has dado a la entrada.

    Un pequeño apunte, la obra de teatro recoge referencias tanto de "Romeo y Julieta" como de "El rey Lear".

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. El cambio de nombre que se le dio a Zidane en europa, fue debido al puto fútbol de los cojones y la popularidad de un jugador en esa misma época.

    ResponderEliminar
  9. ¡¿Qué tiene un final secreto?! ¡PUES ME ENTERO AHORA! Aunque acabo de buscar en youtube y no he encontrado nada. ¿Cómo es exactamente? Yo tengo el de toda la vida (la obra de teatro, el abrazo, la canción...)

    ResponderEliminar
  10. Creo que te has dejado una atrás, a menos de las que conozco: La música con la que inicia la obra de teatro es la misma que el preludio de la ópera de Draco y María, al menos en la versión de gba, que es a la que yo jugué.

    ResponderEliminar