jueves, 11 de octubre de 2018

Dragon Quest - ¿Qué es y por donde empezar?

Con más de 30 años a sus espaldas (récord Guiness a la saga de JRPGs más longeva), Dragon Quest es considerada como la serie primordial del género nipón, convirtiéndose en referencia de todo un país y todavía con una influencia que es difícil de comprender desde occidente, donde la serie tuvo un menor impacto por problemas y retrasos de la localización en títulos clásicos de la franquicia.

En Japón estamos hablando de un nombre que conocen abuelos y nietos, una especie de reducto atemporal que, aunque evoluciona a lo largo de los años y entregas, sigue teniendo ese espíritu añejo porque está pensada tanto para los nuevos como los más veteranos jugadores, entre los que se encuentra el mismísimo Koichi Sugiyama, compositor de la Banda Sonora de la franquicia desde sus inicios (el más veterano de la industria), rondando en la actualidad los 90 años.

Desde luego, en una saga de este recorrido es complicado realizar una entrada de este tipo, sobre todo porque muchas de sus entregas son "antiguallas" que sólo tienen relevancia por su legado e impacto, pero no nos dirán mucho más hoy en día. De hecho, para el punto de vista del jugador occidental actual, pocas entregas de esta serie podrán tener el calado de los mejores RPGs de la industria, lo cual no quiere decir que muchos de estos títulos no merezcan la pena ser jugados. Los esfuerzos por adaptar el estilo de la serie al sentido del humor occidental hacen que esta saga consiga hacerse realmente divertida en muchos momentos a la vez que mantiene esos elementos clásicos del género que son imperecederos. Así pues, acompañadnos a este viaje por las distintas épocas de esta saga legendaria:


Aquí consideraremos a los tres primeros Dragon Quest numéricos: Dragon Quest I, II y III, lanzados originalmente para NES/Famicom y localizados en América bajo el título de Dragon Warrior I, II y III entre los años 1989 y 1992.

Desarrollados entre los años 86 y 88, son los primeros RPGs de gran calado desarrollados en Japón (sin olvidar los Ys, claro). Estos tres títulos definieron básicamente cómo deben ser los RPGs clásicos japoneses: gráficos coloridos, estilo animado (los diseños eran obra de Akira Toriyama, el dibujante de Dr. Slump y Dragon Ball), ambientación de época medieval con presencia de magias, vista aérea al movernos por los escenarios, batallas por turnos, encuentros aleatorios, la necesidad de explorar mapamundis con los personajes mas grandes que las ciudades, batallas en primera persona, tramas donde había que salvar al mundo, ayudando a la gente con sus problemas, mazmorras, alta dificultad, épicas batallas finales... Resumiendo, estos títulos son la pauta o base para hacer un JRPG por turnos

El principal problema en la actualidad es que estas entregas resultan terriblemente toscas, lentas, exigen un farmeo constante, las tramas son muy simples... es decir, que nos os perderéis nada si no los jugáis. De estas primeras entregas se mantiene prácticamente inalterado su sistema de combate por turnos o el de puntos de guardado, grandes legados que todavía se pueden encontrar en multitud de sagas y juegos actuales.

También se mantienen (aunque evidentemente mejorados, pasando del estilo MIDI a uno más orquestal en entregas actuales) buena parte de los sonidos y temas musicales de esta época gracias al ya comentado Koichi Sugiyama. De hecho, el tridente principal de creativos con Sugiyama en la Banda Sonora, Akira Toriyama en el apartado artístico y Yuji Horii como diseñador jefe ha permanecido invariable en todas las entregas de esta saga, lo que explica esa capacidad para conservar "la esencia" de la serie tras todos estos años... aunque tampoco se puede dudar de su capacidad de reinventarse a sí misma.

Todavía con un toque clásico indudable pero interesantes mejoras y aspectos innovadores que pueden resultar llamativos hoy en día, la saga Dragon Quest experimenta su primera evolución con la llamada "trilogía de Zenithia" que conforman Dragon Quest IV, V y VI. Originalmente lanzados para NES (IV, 1990/92 en América) y Super Nintendo (V y VI, 1992 y 1995, versiones que nunca llegaron a salir de Japón), hoy en día cuentan con remakes realizados para Nintendo DS y Smartphones, en ambos casos disponibles, además de con evidentes mejoras y textos en español.

DRAGON QUEST IV: CAPÍTULO DE LOS ELEGIDOS

Esta cuarta entrega se puede considerar como el Dragon Quest más antiguo que todavía se podría disfrutar hoy en día. Inicia la saga de Zenithia, aunque esto no tiene más influencia porque no hay una relación directa entre cada juego, simplemente comparten parte de su pasado.

Dragon Quest IV mantiene las mismas características de las entregas clásicas, es decir, batallas por turnos, encuentros aleatorios, dificultad que implica farmeo, gran banda sonora sinfónica, diseños de Akira Toriyama, menús algo engorrosos pero, eso sí, un aspecto técnico bastante mejor cuidado gracias a la revisión realizada en el año 2007... pero también incorpora un interesante aspecto que no es tan común en el género incluso hoy en día.

El título está dividido en capítulos protagonizados por sus propios personajes de forma independiente, lo que permite conocer mejor el trasfondo personal y objetivos de cada uno, desarrollando los problemas globales del mundo y haciendo que la unión de los mismos para afrontarlo resulte particularmente interesante.

La contrapartida de esta trama supone que el jugador deberá vivir varios inicios a nivel 1, lo cual hace que el título sea particularmente lento en estos primeros compases. Además, la dificultad del título escala bastante en ciertas fases, por lo que se puede hacer algo duro para ciertos jugadores.

Por lo demás, fuera parte de ese interesante planteamiento la trama será bastante simple y muchos aspectos técnicos o jugables todavía resultan un tanto toscos, así que sólo se debería considerar como puerta de entrada a la franquicia en caso de que el jugador quiera ver la evolución de la misma.


DRAGON QUEST V: LA PROMETIDA CELESTIAL

El primer título de la serie que llegaba a Super Famicom en 1992 es considerado como uno de los favoritos del público nipón y uno de los mejores RPGs de la consola, pero también es una entrega que no llegó a occidente de forma oficial hasta muchos años después, por lo que su impacto queda diluído.

A pesar de que sea clásico, es un juego que innovó a niveles insospechados para la época, superando en casi todos los aspectos a su precedente y siendo considerado como fuerte influencia de sagas como Pokémon, Shin Megami Tensei, Digimon, Yo-Kai Watch y tantos otros RPGs que tienen fundamentos de reclutamiento de enemigos. Además, otro elemento clave de esta entrega es su apuesta por un aspecto romántico, permitiendo que podamos elegir entre diferentes parejas y casar a nuestro personaje, en una trama que se desarrolla junto al crecimiento del protagonista.

Dragon Quest V fue el primero de la saga en sobreponer el argumento al resto de apartados, lo cual no quiere decir que tenga aspectos descuidados, todo lo contrario: sigue siendo un Dragon Quest con batallas aleatorias y por turnos, con una desafiante dificultad (aunque mucho más suavizada), música sinfónica con la misma gran calidad de siempre y los inconfundibles diseños de Akira Toriyama. Lo que cambia (y mejora) este título es la historia, que nos permite conocer a nuestro héroe desde su nacimiento, pasando por su niñez, juventud y periodo de adulto, fundando una familia. Es una historia llena de giros espectaculares (para la época), con situaciones muy trágicas y tristes, otras llenas de felicidad y amor... Todo está contado con gran mimo.

Además, como ya hemos comentado es posible (y necesario) reclutar a monstruos para que nos acompañen en nuestra aventura. Si bien el sistema no el global (sólo ciertas criaturas son susceptibles de unirse), sí que tendremos bastantes opciones disponibles que nos pueden dar más de una sorpresa, ya que alguno de estos monstruos puede superar a más de un aliado humano.

Con una duración que ronda unas 30 horas, esta entrega sí que podría estar adaptada como puerta de entrada a la serie, aunque también hay que tener en cuenta que, pese a sus mejoras en las versiones disponibles en occidente (DS y móviles, recordemos), no deja de ser una obra que data de 1992 y tiene muchos aspectos técnicos o jugables un tanto anticuados.

DRAGON QUEST VI: LOS REINOS ONÍRICOS

A la sexta entrega de la serie Dragon Quest le pasa algo parecido a lo que sucede con Final Fantasy V: está a caballo entre dos títulos que supusieron grandes saltos para la franquicia. Por si fuera poco, Chrono Trigger, también desarrollado por Yuji Horii junto a otras grandes figuras de Squaresoft, fue lanzado ese mismo año, por lo que sale perdiendo en la comparativa.

No obstante, a pesar de las -malas- comparaciones, esta estrega supuso un avance hacia un grupo protagonista más coral, donde distintos personajes se unen al protagonista para proteger el mundo. En este punto, sobra decir que conserva todos los elementos que hacen grande a la saga.

La trama es también bastante arriesgada, ya que resulta un tanto confusa en ciertos momentos buscando crear el desconcierto en el jugador. El título nos transportará a un doble mundo: el real y el onírico (de los sueños) donde existen versiones paralelas de los habitantes con una personalidad bastante diferenciada, lo que nos hará vivir interesantes choques y movimiento entre dimensiones. 

Además, este es el primer juego de la serie en que se incluyen los cambios de clase entre los personajes y que permite que éstos puedan tomar distintos roles o aprender habilidades de distintas clases, siendo claramente influenciado por Final Fantasy V e, irónicamente, también más incomprendido en su época.

Técnicamente hay bastantes aspectos interesantes en este título, pero curiosamente parece condenado a ser de los menos queridos de la franquicia. El sistema de doble mundo no acabó de enganchar a muchos jugadores y el sistema de clases todavía tenía espacio de mejora, por lo que quizás no sería el más recomendable como inicio en la saga, a pesar de que es bastante sólido dentro de su tosquedad lógica.

Aunque el término "moderno" no se pueda considerar como excesivamente extricto porque comprendemos una época que va desde el año 2000 al 2009, estos títulos de la serie son los que supusieron un particular sobreesfuerzo por parte del equipo de desarrollo para aprovechar las capacidades de cada uno de los sistemas en los que fueron lanzados las siguientes tres entregas. Curiosamente, todas las de este periodo se pueden jugar en Nintendo 3DS, lo cual tampoco quiere decir que esa sea la opción más recomendable. Pasemos a explicarlo:


Originalmente lanzado en PlayStation, el título llegó a América el año 2001 bajo el título de Dragon Warrior VII, pero es mucho más recomendable su remake a Nintendo 3DS que nos llegó el año 2016.

Las razones son evidentes: además de una localización muy superior (español incluido) y llegar de forma oficial a Europa, en esta nueva versión se eliminan los encuentros aleatorios (los enemigos son visibles en el mapeado), el nivel visual es superior (pasamos de los píxeles y el 2D a entornos en 3D) y hay contenido exclusivo en Nintendo 3DS.

Este título ofrece el que, probablemente, sea el mundo más amplio de toda la saga y nuestro objetivo será, precisamente, recuperar partes perdidas del mismo. Las bases jugables son las mismas que las del resto de entregas de la saga (combates por turnos con vista en primera persona, puntos de guardado...), pero el aspecto narrativo está más cuidado que nunca, superando incluso al de entregas posteriores, permitiendo conversaciones con nuestros aliados o viajes temporales en los que nuestras acciones afectarán al mundo del presente.

Es el título más amplio que se había creado en la franquicia, con multitud de misiones opcionales, minijuegos de todo tipo, varios medios de transporte, personajes que vienen y van, un sistema de clases con múltiples evoluciones y hasta la posibilidad de usar estilos de monstruos que hayamos conseguido (lastrado por obligarnos a ir a un punto concreto para cambiar de rol). El problema es que es tan amplio que se puede llegar a hacer pesado y, además, sigue un desarrollo de mini-historias relacionadas con cada zona que desbloqueamos, por lo que la gran trama global queda un tanto descafeinada.

Por su duración es difícil recomendarlo como puerta de entrada a la serie, ya que puede desanimar a muchos jugadores que no queden enganchados con tantas tramas intermitentes y esa mezcla entre aspectos renovados y otros excesivamente toscos, pero su sentido del humor en la localización al español es una auténtica maravilla.

El primer título de la saga numérica desarrollado completamente en entornos en 3D y, también el primero en ser localizado en Europa, además en castellano. También resulta interesante comentar que fue co-desarrollado junto a la todavía un tanto desconocida Level 5, creadora de series importantes para la industria actual como Profesor Layton, Inazuma Eleven, Yo-Kai Watch, Ni No Kuni...

Lanzado originalmente en PlayStation 2 en el año 2004, su llegada a Europa no se produjo hasta el año 2006 y cuenta con dos ports, uno en Smartphones (de gran nivel técnico para estos dispositivos, pero muy mejorable en controles y diseño) y otro en Nintendo 3DS, con varios elementos extras como nuevos personajes controlables o una extensión de la trama, pero una evidente inferioridad en su apartado visual.

Su trama nos lleva a acompañar en un largo viaje a un rey que ha visto a su reino desolado por una extraña maldición, que le ha convertido en una especie de sapo humanoide y a su hija en yegua. Les acompañará nuestro protagonista, quien no habla mucho pero oculta un misterioso pasado. En este camino conoceremos a interesantes personajes que se unirán a nuestra causa por diversos motivos y que lucharán juntos contra un poder que amenaza a todo el mundo. Es, sin lugar a dudas, la trama de la saga que más gustó en occidente entre los títulos clásicos, elevando al título a la cima de los mejores del género lanzados en dicha generación, perteneciendo a nuestro Salón de la Fama.

Entre los muchos aspectos a alabar del título, tenemos una mezcla del sistema aleatorio de encuentros con uno de enemigos visibles para poder reclutar a los monstruos (recuperando el elemento de Dragon Quest V, aunque de forma parcial, ya que sólo se podrán usar una vez por combate o en un coliseo opcional), multitud de secretos, un muy cuidado apartado visual y un mundo gigantesco por explorar.

De hecho, ese es, quizás, uno de sus aspectos más criticables, ya que la trama principal nos puede llevar tranquilamente 70 horas, haciéndose bastante pesado para los menos acostumbrados al género o, simplemente, a los que no pueden aguantar un desarrollo tan extenso. Además, aunque la historia es interesante y cada zona/personaje nuevo que se presenta ofrece puntos llamativos, sigue mostrando un desarrollo bastante predecible, por lo que queda lejos de los mejores del género en ese apartado.

Este título es de los más fáciles de encontrar de la saga: la versión de PlayStation 2 fue un éxito y hay multitud de copias de segunda mano o excesos de ciertos supermercados disponibles. Igualmente, se puede descargar en Smartphones y la versión para Nintendo 3DS es relativamente fácil de encontrar en formato físico, además de estar disponible en la eShop. ¿La versión más recomendable? Va a gustos: si prefieres mejor aspecto visual, sería PlayStation 2 y si quieres contenido extra, prueba con la de 3DS.

DRAGON QUEST IX: CENTINELAS DEL FIRMAMENTO

También desarrollado junto a Level-5, este título fue lanzado en Nintendo DS en el año 2009 (2010 en occidente) y rompe un poco con las características que definen a la saga. a pesar de que mantiene buena parte de sus elementos intactos.

Los aspectos que más revolucionan sobre el resto de la franquicia se definen, por ejemplo, en la supresión del sistema de combates aleatorios por uno en el que los enemigos se podrán ver en el mapeado y sólo chocando contra ellos iniciaremos el combate. Además, en este título podremos personalizar completamente tanto a nuestro protagonista como a sus aliados, ya que se nos plantea una trama divertida y simple, que sólo cuenta con ciertos actores secundarios, de forma que el grupo protagonista es quien va solventando los problemas del mundo, pero no tendrán ninguna interacción entre ellos... O la tendrán toda, puesto que esta entrega se podrá jugar completamente con amigos al contar con una opción multijugador wireless (no online) que permite que los compañeros en nuestra aventura sean personajes creados por nuestros amigos que manejarán ellos mismos.

Este factor hace que el título choque de frente contra todos los anteriores y resulte un paso atrás para los jugadores que buscan una trama clásica y sólida, parecida a la de Dragon Quest VIII. Sin embargo, permite momentos únicos en compañía de diversos amigos, haciendo que toda la profundidad que no tienen los personajes que creemos para acompañarnos jugando en solitario sea comprensible, ya que la idea es que ese rol lo cumplan personas reales a nuestro lado.

Este es, además, el título con más extensión y dificultad adicional. La trama principal se puede completar en unas 45 horas, pero posteriormente el título añade un sistema de grutas generadas aleatoriamente, con nuevos enemigos, jefes y objetos. Además, Square Enix (junto con Nintendo) lanzaba cada semana unas cuantas misiones mediante un sistema de descarga gratuito que nos permitía expandir la trama del título, encontrarnos con personajes de entregas anteriores de la saga (que nos dan sus trajes), enfrentarnos a jefes clásicos...

Todo esto aderezado con un interesante sistema de clases intercambiables en la que vamos desbloqueando nuevas posibilidades realizando misiones secundarias, con una gran variedad de elementos disponibles y una gran libertad en buena parte de la trama (existirán momentos en los que podremos visitar hasta tres ciudades distintas, cada una con su propio tramo de historia) que, por otra parte, será terriblemente simple.

Esta entrega es, por tanto, muy especial y su impacto depende de lo que busques en un RPG: la personalización y el nivel de reto opcional es enorme, pero su trama se puede quedar corta si quieres algo más complejo. Jugándolo con amigos es una obra maestra y, de hecho, en Japón es el más vendido de la serie por ese motivo, llevándolo a nuestro Salón de la Fama.

Y llegamos hasta la época actual, con la serie aumentando su impacto en tierras occidentales gracias a sus últimas entregas, un mayor cuidado en su localización y la búsqueda de adaptar la franquicia a sistemas adecuados para cada región. Curiosamente, sólo tenemos a un representante de la saga principal en esta etapa:


Lanzado originalmente a PlayStation 4 Nintendo 3DS en Japón, el título llegó a occidente en el año 2018 para PlayStation 4 y PC, dejando la versión de Nintendo Switch en un desarrollo del que no queda claro su final.

Los grandes alicientes de esta entrega nos permiten explorar un mundo realmente rico y variado, el que probablemente sea el mejor grupo de aliados protagonistas de toda la serie, un aspecto visual de estilo animado muy brillante, un sistema de combate clásico y divertido todavía manteniendo el combate por turnos (con enemigos visibles por el mapeado) y una gran cantidad de tareas secundarias que alargarán la duración de nuestra partida.

Evidentemente, sigue manteniendo ciertos aspectos clásicos, una trama que, pese a sus sorpresas, dista de ser particularmente enrevesada, una dificultad mucho más reducida y graduable... Es, seguramente, el mejor título de la serie desde el punto de vista occidental y el mejor con el que iniciarse en esta serie, aunque evidentemente no es representativo de todas las entregas anteriores que resultan mucho más clásicas y menos impactantes.

Cerrada la serie principal, pasemos a comentar los múltiples spin-off o entregas en otros estilos que tiene esta veterana serie, que ha explorado una gran cantidad de variantes a lo largo de todos estos años:

DRAGON QUEST MONSTERS

El spin-off principal de la serie es el que guarda más similitudes con la misma, ya que los Monsters son RPGs normalmente atados a las portátiles de Nintendo en los que la prioridad es la captura de monstruos clásicos de la franquicia para usarlos en combate.

Europa recibió la versión del primer Dragon Quest Monsters lanzado en Game Boy, en el año 1999 (su lanzamiento original en Japón se produjo en 1998 y a América llegó en el año 2000), convirtiéndose en el primero de la saga en llegar al viejo continente (aunque era un spin-off, claro). El planteamiento es una mezcla entre Pokémon y Shin Megami Tensei, ya que podremos capturar monstruos usando carne como incentivo, pudiendo reclutarlos para que luchar por nosotros... pero también podremos emparejarlos para que se fusionen y creen una nueva criatura, generalmente más poderosa y que hereda ataques o características de sus padres.

Dispondremos de una trama simple y diversos coliseos en los que combatir con nuestras criaturas en títulos donde la necesidad de entrenamiento es bastante importante, por lo que se pueden hacer algo duros para ciertos jugadores.

Su localización en occidente es bastante irregular, ya que Dragon Quest Monsters (Game Boy Color) llegó hasta a Europa, Dragon Quest Monsters 2 (Game Boy Color) no pasó de tierras americanas, el pack que incluía ambos en PlayStation se quedó en Japón y sus remakes en Nintendo 3DS parece que también se van a quedar en las islas.

En los Monster Joker, lanzados en Nintendo DS entre los años 2007 y 2010 (disponibles en español) las dinámicas cambian un poco: puedes utilizar tres monstruos a la vez por batalla y guardar tres en reserva, para intercambiarlos cuando gustes. Las batallas son las típicas por turnos de los Dragon Quest y la única diferencia serie es que el comando reclutar permite a nuestras criaturas mostrar su poder para impresionar a los enemigos lo que, según un % obtenido, hará que los enemigos sorprendidos se a nosotros, lo meditaran o se ofenderán y nos atacarán con suma fiereza.

Gráficamente, utilizan un motor en 3D con vista en tercera persona en la exploración; este cambio en la presentación causó ciertos problemas en el primer Monster Joker, como el efecto popping, los mapas un poco vacíos y movimientos extraños de NPCs y enemigos. La tercera entrega, lanzada en Nintendo 3DS, es seguramente la mejor desde el punto de vista occidental y, curiosamente, también se quedó en Japón.

En resumen, son unos spin-off sólidos, con tramas simples y muchos combates o farmeo por delante. Los monstruos y el combate son su gran aliciente, por lo que aunque su calidad sea inferior a los títulos de la saga principal, pueden ser un buen sustituto si queremos jugar a un RPG de captura de criaturas que no sean los más conocidos.

DRAGON QUEST: ROCKET SLIME

Esta serie de spin-offs consta de tres entregas, aunque sólo la segunda ha llegado a occidente... y sólo a América. Su desarrollo está más cercano a los juegos de aventura (más o menos como un Zelda de vista área), si bien cuenta con batallas de tanques, lo que quizás choca bastante con los más puristas de la serie principal

En Dragon Quest Rocket Slime, el único localizado en occidente y lanzado en Nintendo DS en el año 2005, nos ponemos en la masa gelatinosa de Rocket, un limo que debe rescatar a los miembros de su aldea del secuestro de los Platypunks mafiosos. El juego combina una doble jugabilidad bastante curiosa, con una exploración con puzles a lo Minish Cap y batallas a cañonazos usando los tanques.

Y es que la exploración (y coloridos gráficos) recuerda poderosamente a The Legend of Zelda: Minish Cap a pesar de no ser tan complejo. Con Rocket podemos golpear a enemigos para derrotarlos o subirlos a unos carros de transporte que los llevan al pueblo. En estos carros también podemos subir a los limos secuestrados y ciertos recursos naturales (y otros más elaborados) presentes en los escenarios. Recuperar los 100 limos secuestrados es el objetivo final del juego y, sin conseguirlos todos, no podemos ver el final verdadero. Con una especie de Pokédex de enemigos y un sistema de recolección de recursos para mejorar nuestro tanque, la verdad es que es un título realmente original y variado, centrado en divertir. Muy recomendable.

TORNEKO MUNDO MISTERIOSO (TORNEKO: THE LAST HOPE)

Chunsoft estuvo íntimamente implicada en el desarrollo de los primeros títulos de la franquicia Dragon Quest, así que, como creadores del estilo Mystery Dungeon (o Mundo Misterioso), decidieron usar a uno de los personajes más carismáticos de la cuarta entrega y dedicarle su propio juego en este estilo. La saga cuenta con varias entregas, las últimas lanzadas en dispositivos móviles japoneses.

En occidente (bueno, en América), sólo recibimos a Torneko: The Last Hope (PS, 1999/2000), un título que se centra en la búsqueda de drops de los monstruos para poder venderlos en su tienda. La única diferencia con respecto al capítulo de Torneko en Dragon Quest IV es que, aquí, los combates se realizan dentro del género de los juegos tipo Mundo Misterioso, donde las acción se desarrolla en mazmorras generadas aleatoriamente en la que los enemigos solo se mueven y/o atacan cuando lo hacemos nosotros.

Aunque es bastante clásico, las mecánicas de estos títulos son bastante similares a las de estas entregas en juegos actuales, así que aunque resulte un tanto anticuado, tampoco se notará tanto por la poca evolución de este estilo. Eso sí, resulta especialmente recomendable que hayáis jugado previamente a la cuarta entrega, algo similar al título lanzado para PlayStation 2, Dragon Quest: Shōnen Yangus to Fushigi no Dungeon, que sigue un sistema similar pero acompañando a Yangus de niño, uno de los compañeros de Dragon Quest VIII.


Si sois fans de los títulos estilo Musou/Dynasty Warriors, este spin-off está hecho para vosotros, ya que sigue los pasos de The Legend of Zelda: Hyrule Warriors y nos pone al control de un héroe de la saga Dragon Quest que debe acabar con una oleada de monstruos que pone en peligro al mundo, todo en tiempo real, estilo Hack & Slash.

Este título, además, añade algo más de profundidad y variedad en combate con respecto a la saga básica de Omega Force, añadiendo pequeños elementos de RPG para darle algo más de esa esencia Dragon Quest.

Cuenta con dos entregas disponibles para PlayStation 4 y PC en occidente (en Japón también fue lanzado para PlayStation 3, Vita y Switch), por lo que es fácil de encontrar hoy en día. Eso sí, no son títulos representativos de esta franquicia.

DRAGON QUEST BUILDERS

Originalmente planteado como una respuesta al impacto de Minecraft, su propuesta incluyendo niveles, misiones y construcción de nuestros propios poblados logró sorprender a propios y extraños, convirtiéndose en toda una sorpresa.

Con muy bonitos gráficos y una historia centrada en reconstruir el mundo asolado y atraer gente a nuestras crecientes ciudades (algo muy parecido a Terraria, pero en 3D) el título ofrece muchos elementos de RPG y, sobre todo, multitud de objetivos concretos y definidos que hacen que exista una especie de "modo historia", con jefes, misiones, muchos NPCs...

El título original, lanzado para PlayStation 4, Vita y Switch en occidente, adolece de no contar con un modo multijugador y pequeños detalles jugables, pero su segunda entrega para PlayStation 4 y Switch tendrá integrado un modo cooperativo para hasta cuatro compañeros.

OTROS SPIN-OFFS MENORES

La serie tiene multitud de entregas de todo estilo, como los Dragon Quest Monster Battle Road (3 entregas), juegos de recreativa en los que se ganan y usan cartas reales de monstruos para competir en coliseos que nunca salieron de Japón. Dragon Quest Wars (NDSi) fue un título estratégico descargable desarrollado por Intelligent Systems (Fire Emblem) que, salvo por su modo multijugador, no tiene mucho más interés y algo similar se puede hacer con Dragon Quest Swords: The Masked Queen and the Tower of Mirrors (Wii), que no fue más que un título para aprovechar el sensor de movimientos de la consola de Nintendo, haciéndonos combatir contra multitud de monstruos en primera persona, con unos controles horribles.

También tenemos una larga serie compartida entre Square y Enix, incluso antes de su fusión, llamada Itadaki Street, que es una especie de juego tipo Monopoly en el que participan personajes de las series Dragon Quest, Final Fantasy o incluso Mario Bros. Nunca salieron de Japón. Siguiendo con el éxito de la serie en la saga Final Fantasy, Square Enix también lanzó el título de ritmo Theatrhythm Dragon Quest (N3DS, 2015) que como no tiene tantas melodías diferenciadas y, sobre todo, no es una saga tan conocida en occidente, por lo que no recibimos este título de forma oficial.

Con el reciente lanzamiento de Dragon Quest XI y sabiendo que pueden pasar tranquilamente cinco años entre entregas principales, el futuro de la saga a corto y medio plazo apunta básicamente a posibles spin-offs o relanzamientos. Sabemos que tienen intención de adaptar Dragon Quest IX a dispositivos móviles y, desde el punto de vista occidental, existe el eterno debate sobre qué hacer con la entrega numérica que todavía no hemos comentado:

DRAGON QUEST X ONLINE

Lanzado originalmente para Wii en el año 2012, este título es un MMORPG con cuotas mensuales que ha ido evolucionando y añadiendo nuevo contenido o expansiones a lo largo de los años. Ya cuenta con entregas en Wii U, Switch, PC, PlayStation 4, Smartphones o Nintendo 3DS (estos dos últimos sólo en su versión inicial y usando el sistema de streaming exclusivo de Japón) y, evidentemente, con la dura competencia que existe en nuestras regiones entre juegos de este estilo, hay serias dudas sobre su viabilidad.

Lo normal sería que nunca fuese localizado por nuestros lares o que, si lo hiciese, sólo llegase en inglés (como Final Fantasy XIV) o sin el sistema de cuotas mensuales, lo que complicaría su rentabilidad. Sin embargo, sus desarrolladores llevan insistiendo en que quieren encontrar una fórmula para adaptarlo en occidente, así que puede que algún año descubran la forma de conseguirlo, aunque existirían ciertas dudas de que su impacto se acerque mínimamente al que tuvo en Japón, donde llegó a ser el MMORPG más jugado.

Y llegamos a la gran pregunta final. Hemos ido comentando cada entrega a lo largo de esta entrada que ya os pueden haber dirigido hacia un título u otro, pero queremos hacer un resumen que os pueda ayudar en esta decisión. Recordemos una vez más que daremos prioridad a las entregas traducidas al castellano y que no hay una relación directa entre los juegos principales de la saga, por lo que técnicamente se puede empezar a jugar a esta saga por cualquier título.
  1. Dragon Quest XI (PC/PS4) -> El último de la saga y probablemente el mejor. Gran nivel visual, geniales compañeros, adaptado a todos los jugadores, divertido, disponible en sistemas actuales...
  2. Dragon Quest V (NDS/Smartphones) -> Considerada como una de las mejores entregas de la serie, es la más representativa de la misma (sólo el sistema de reclutamiento de monstruos y la posibilidad de casarnos en una trama que se centra en el protagonista durante varios años de su vida son exclusivos del título), es relativamente fácil de conseguir hoy en día, está en español, ofrece un acertado apartado gráfico y no es muy extenso: nos llevará unas 30 horas superar la trama principal. Visualmente usa sprites y combates aleatorios, pero no luce mal.
  3. Dragon Quest VIII (PlayStation 2/N3DS) -> Obviamos a la versión para móviles porque es inferior a las entregas para consola y, entre las entregas de PlayStation 2 y 3DS, deberíais decidir si prefieres un mejor nivel visual o más contenido. Si no está más arriba es porque resulta bastante más largo que el anterior.
  4. Dragon Quest IX (NDS) -> Es muy diferente y su trama pierde peso porque ni el protagonista ni sus aliados tienen personalidad, pero es extremadamente sólido y divertido, está disponible en español, es fácil de conseguir hoy en día y su duración es casi ilimitada. Si lo puedes jugar con amigos, podría ser perfectamente la primera opción. 
  5. Dragon Quest VI (NDS/Smartphones)/Dragon Quest VII (N3DS) -> Sólidos, extensos, en español y bien realizados. Pecan de poco innovadores, pero si juegas a Dragon Quest V y te gusta, deberías probar estos también, ya que son muy similares en su aspecto jugable.
  6. Dragon Quest IV (NDS/Smartphones) -> Es el más tosco de la trilogía de Zenithia que fue remakeada en Nintendo DS y se le notan mucho más los años. Su sistema de múltiple protagonista es muy original y resulta un buen juego, pero exige bastante más farmeo (sobre todo en sus fases finales) por lo que se le puede atragantar a más de uno como primera opción.
  7. Dragon Quest I, II y III (NES/Game Boy) -> Muy arcaicos y para nada se recomienda jugarlos, ya que no te pierdes nada por no hacerlo, salvo el punto histórico de completar los juegos que influenciaron buena parte del género en Japón.
En el caso de Spin-offs no podemos usar un orden, porque cada cual tiene su propio estilo:
  • Dragon Quest Heroes I o II (PS4/PC/Switch) -> Si te gustan los Dynasty Warriors, sería una buena opción, si no fuera porque tiene un alto factor de fanservice al aparecer personajes y enemigos de los Dragon Quest numéricos, por lo que te estarás perdiendo buena parte de sus referencias si no has jugado a varias entregas principales. Tampoco es que sea tan importante en un juego como este, pero bueno. 
  • Dragon Quest Monsters Joker (NDS) -> Sólidos RPGs de captura, entrenamiento y fusión de monstruos para poder avanzar en tramas simples. Son muy entretenidos e independientes, tanto de la saga numérica como entre ellos, pero no es la saga principal de Dragon Quest, claro. Solo las entregas para DS cuentan con una localización en español.
  • Dragon Quest Rocket Slime (NDS) -> Muy divertido y original. Recomendado para todo el que quiera pasar un buen rato y la verdad es que no guarda relación con otros juegos de la saga, así que... 
  • Dragon Quest Builders (PS4/Vita/Switch) -> Propuesta basada en Minecraft pero con vista en 3D, evolución por niveles, jefes, misiones y la necesidad de crear y expandir nuestros propios poblados. Realmente divertido.
  • Torneko: The Last Hope (PSX) -> Sólo recomendado si te enamoraste del personaje de Dragon Quest IV. El título se ve algo anticuado y, hoy en día, tenemos mejores juegos tipo "Mundo Misterioso", pero si quieres atarte a la saga Dragon Quest tampoco es que sea un mal juego, precisamente. Eso sí, sólo lo podrás jugar en inglés y tirando de emulador. 
  • Resto -> Sólo disponibles en japonés o con reducida calidad, no los recomendamos.

Al fin terminamos esta autentica maratón sobre la saga mas veterana del rol japonés. Esperamos que os haya gustado este repaso y resulte un aporte interesante, sobre todo para que la gente que no conozca demasiado esta saga pueda probarla y deleitarse con esta serie. Si tenéis alguna duda, estaremos encantados de responderla en los comentarios de esta entrada.

29 comentarios:

  1. Reconozco que durante mucho tiempo nunca me llamó demasiado esta saga, especialmente por el apartado artístico (no tengo nada en contra de Toriyama, es que simplemente, no me llamaban nada los diseños), pero desde hace la tira de años no veo apenas juegos por turnos clásicos y cuando empezaron a recomendarme esta saga empecé a ver vídeos, leer cosas, artículos de la saga... y ahora tengo muchas ganas de las entregas de 3DS xD

    Si puedo evidentemente me hago también con los juegos de Dragon Quest de DS originales (que juegos de portátil en emulador de PC me ponen negra xD, pero bueno, es otro tema), que encima al ser retrocompatible la 3DS ya me veo una súper biblioteca de la saga en mi 3DS, que encima estas navidades me la cambiaré por una New 3DS. No tiene pinta de que vaya a salir los juegos de 3DS este año, mucho menos en occidente, pero a mi me vendría de perlas.

    Y con que me vengan en español, me basta y me sobra (el de PS2 si, estaba en castellano, y para ir abriendo apetito me descargué la guía original oficial en PDF y me entró un mono...).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Respecto al Etrian Odyssey ahí mencionado al final, yo recomendaría empezar con el primero de DS, que es el único que está en español xDDDD (así me empezó a gustar la saga, por que lo entendía todo... hasta que llegaron las siguientes entregas que no entendía nada y a mi arrepentimiento de haberme comprado por arrebato el de 3DS; 40 pavos ahí muertos, ya lo venderé de segunda mano).

      Eliminar
    2. Buff, a mi los Etrian Odyssey es que no me llaman nada. Son tan recomendables? Juegos a los que dedicar una gran cantidad de tiempo y que por lo que tengo entendido dejan la historia y el desarrollo narrativo de los personajes a un lado?
      No se, nunca me han convencido, a ver si con la hipotética futura entrada de ellos cambio de opinión..

      Eliminar
    3. Bueno, yo sinceramente lo probé por simple casualidad, no porque me estuve informando o leyendo a otras personas comentar sobre el juego. Al principio me costó bastante acostumbrarme a que mis protagonistas solo fueran meros "robots" de meter tortas (cuando hay que enfocar al protagonista de forma muy diferente, no sé, como a nosotros mismos como jugadores omniscientes en el juego) y me di cuenta de que el juego se basaba más en la exploración del laberinto que en una trama más amplia y profunda, pero el juego igualmente es muy complejo.

      Por eso también solo lo recomendaría en español, que solo lo está el primero de DS ^^U, pero eso ya cada uno si va bien con el idioma.

      Eliminar
  2. Guau, tremenda entrada, Sebas, me ha encantado leerla. No soy mucho de esta saga por haber jugado a varios de sus títulos y lo arcaicos que son, pero espero el VII con muchas ganas. También me apunto el V, que creo que tiene cositas interesantes y hace nada lo vi baratito de segunda mano (sólo la tarjeta, eso sí). A los demás que lo habéis jugado, ¿lo recomendáis?

    Por otro lado, ojillo que se ha colado algún Fanicom por ahí (Famicom). Posiblemente de los tres primeros el III sea el mejor de forma clara y ojo, porque a mí me gustó y todo xD. Eso sí, clásico es.

    ResponderEliminar
  3. Un verdadero placer haber leído esta gran entrada, muy currada
    Yo solo me he pasado el 5 (juego que me encantó y al que le tengo mucho cariño -el momento de la boda...ay, que nostalgia y ganas de jugarlo otra vez me están entrando...-). M2Hero, muy recomendable, por lo menos probarlo con decisión! También probé el vi y el ix, pero como no eran míos no tuve continuidad y tampoco me decidí a hacerme con ellos
    Siempre tuve muchas ganas del viii, así que tengo unas ganas locas de que salga la versión de 3ds, también el vii tiene pintaza, aunque me hace sentir abrumado ^^U

    ResponderEliminar
  4. Pues para ser tan larga no es nada pesada de leer, es un repaso muy extenso pero entretenido.

    Decir que el IX lo habré jugado hasta la batalla final (que nunca he superado) unas 4 veces, y que tengo unas ganas locas de que el VII y el VIII lleguen aquí. Me encantaría que sacaran en junio/julio el VII, porque en verano tengo DEMASIADO tiempo libre y necesito juegos muy largos :P

    ResponderEliminar
  5. Menudo curro! Muchísimas gracias por la entrada, esta saga se merecía algo así.

    Yo de momento acabé el mes pasado Dragon Quest IV y seguramente durante el verano juegue V y VI. De momento de IV sólo puedo decir que es un juego muy clásico y que me ha gustado bastante. Por lo que leo, a partir de ahora va a ir a mejor.

    ResponderEliminar
  6. Sebastian!! que pasada de entrada! muy buena felicitaciones por saber condensar y organizar tanta informacion. mi favorita es Dragon Quest IX al que le dedique 100 horitas sin descargarle misiones siquiera. estoy esperando uno de esos remakes para mi querida 3DS

    ResponderEliminar
  7. Recomiendo encarecidamente que jueguen primero a la saga de Zenithia, o sea Dragon Quest IV,V y VI en ese orden. Esta considerada como la mejor saga del juego. Y entre ellos hay menciones y se nombran algunos personajes anteriores. Ahora estoy esperando el VII ya que los vengo jugando en orden. Pero esta trilogía que he jugado, me pareció sublime. Gran Juego. De lo mejor del JRPG. Sobre todo en lo original de sus tramas. No me quiero imaginar lo que deben ser los próximos que salieron en 3D Total. Saludos desde Baires !

    ResponderEliminar
  8. En mi caso, el VIII me encantó pero con el resto es una sensación agridulce. El IV me pareció curioso y entretenido, aunque se le notaban mucho los años en las mecánicas, aun así me entretuvo. El V también ha envejecido mal, se me acabó haciendo pesado y no me lo pasé (y estaba por la etapa adulta). El IX apenas jugué 5h, no sé como será con amigos pero en solitario es aburrido.
    Por otro lado, sí he disfrutado de algunos spin-off. Los 2 monster joker me parecieron bastante buenos y el rocket slime, pese a no ser RPG, era divertido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es normal eso, DQ tiene el problema de ser demasiado clásico en todo, al ser el origen de todas las cosas posteriores en el genero. Al jugarlos hay que hacerlo pensando como un juego del pasado y no buscar cosas modernas, aun en las ultimas entregas.

      Y también concuerdo en que te puedan gustar mucho más los spin off, las formulas están retocadas y no son tan prehistóricas como la saga principal.

      Eliminar
  9. Quisiera contribuir a enriquecer este maravilloso articulo con un vídeo que precisamente muestra la evolución de la saga desde sus inicios hasta la época actual, y especificando nombres de los títulos y plataformas para las cuales están disponibles, no se si están todos pero si están la mayoría:

    https://www.youtube.com/watch?v=w1FJzjjvxpk

    La saga DQ siempre me paso por un costado, su estética durante mucho tiempo no llego a convencerme, pero mis gustos han cambiado y es altamente probable que los títulos que salgan para 3DS sean mis primeros DQ.

    Con sus correspondientes matices, el pseudo-monopolio que Nintendo tiene sobre esta saga parece ser su respuesta al pseudo-monopolio que tiene Sony sobre los títulos de las sagas SMT y Persona y digo pseudo-monopolios porque ha estas alturas muchos se han derivado en multiplicidad de plataformas, sea de manera oficial (como adaptaciones a móviles o remakes a otras consolas) o de manera no oficial con los emuladores.

    Como siempre una maravilla de artículos los que publican en este blog ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Casi todos los Megaten no-Persona salen en consolas de Nintendo, la única excepción fue la PS2. Pero el resto todos han salido en consolas de Nintendo desde la nes, snes, las gameboy, DS, 3ds y el PersonaxFire Emblem de WiiU.

      De hecho la única consola de Sony que tiene Megaten es la PS2, en ninguna más han salido al menos en occidente.

      Y los DQ siempre salen en la consola que vende más desde la nes, snes, ps1, ps2, wii, ds, 3ds y ps4 xD, nunca han escondido sus intenciones de que les interesa la consola con mayor base de jugadores.

      Eliminar
    2. Tenia la impresión equivocada, gracias por la aclaracion

      Eliminar
  10. Siempre me ha parecido una saga mediocre, simple y mal desarrollados (El diseño de mazmorras de DQVIII... Uf. Que juego más sobrevalorado).

    Mi favorito es DQIV, más que nada por que su forma de presentar la trama me encantó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El problema es que estas comparando la saga origen del rol japones con otras cosas mas recientes. Todo lo que jugamos tuvo su origen en esta saga, todo influenció y se copió de alguna forma, generando que los alumnos aventajaran al maestro lo que es normal.

      Es como si comparáramos a The Beatles con nose, Porcupine Tree, es obvio que las comparaciones dejaran muy mal parados a los Beatles, a pesar que son una de las bandas más revolucionarias de la historia y que hicieron el camino al resto de bandas, pero claro, comparandolos con Porcupine quedan como una banda simple y aburrida xD.

      Al opinar sobre algo hay que tener siempre en cuenta los contextos y DQ es una de las sagas mas revolucionarias e influenciadoras en la industria de los videojuegos, a niveles de Mario Bross, Zelda y cosas así.

      Por lo que es obvio que los DQ son simples y mal desarrollados, ellos crearon el genero y solo tuvieron el ensayo y error para aprender, mientras que el resto de sagas como FF solo tuvieron que corregir los errores y problemas que tuvieron los DQ. Mediocres jamas, prehistóricos si, pero mediocres nunca.

      Eliminar
    2. Eso es cierto en las primeras entregas. Pero una vez pasado ese tiempo, si el productor decidió seguir haciendo el mismo tipo de juegos NO es contextual, es una decisión de marketing. Por eso no es tolerable que DQVIII tenga un diseño de mazmorras que muchos títulos de SNES hacen mejor.

      Si ellos deciden "mantener" la esencia clásica; bien por ellos. A mi me parece una decisión mediocre. Como si en cine se pusieran a dirigir exactamente igual que en 1920. Por mucho que algunos usen filtros en blanco y negro, los planos cambian.

      Si DQ no mira al mercado y toma corrección de las ideas, es culpa sólo de sus creadores. Y sólo hace falta ver que algunas entregas van añadiendo cosas como para comprender que la saga evoluciona en mecánicas y otras cuantas cosas. Pero por ejemplo en diseño de mazmorras, su atraso es encomiable.


      Prehistóricos sí. Mediocres también.


      Y bueno, decir que es tan revolucionaria como Zelda o Mario me parece muy bestia a mi juicio xD

      Eliminar
    3. Acabo de terminar el VIII y me ha encantado, juegazo descomunal.
      No sé que problema tienes con las mazmorras del juego porque de hecho no argumentas nada.
      No te gusta el diseño y dices que son un atraso, hmmm, pues bien por ti.
      No creo que este sea el típico juego de mazmorras épicas, las que hay no son muy grandes, te dan el mapa al principio y los puzles salen a cuentagotas.
      No sé, encuentro que el juego te ha quitado a la novia y eso no te deja ser objetivo.
      ¿saga mediocre? ¿juego sobrevalorado? Vale, tirare de tópicos: "para gustos los colores".
      Si tú no has podido disfrutar de esta obra maestra lo siento por ti.

      Eliminar
  11. Gracias, la verdad que es un muy buen articulo, solo jugué al IX que fue mi primer rpg porque no sabia de la existencia de este estilo de juego en su momento y también jugué al héroes es una saga muy buena que hizo que me gusten los rpg.

    ResponderEliminar
  12. Usted sabe !! este es el tipo de articulo que hacen grande a este blog, este tipo de artículos no lo encontraremos ni en las paginas pagas de revistas importantes...

    Mis felicitaciones por este gran trabajo y de verdad este blog debería respaldarse ya que contiene una cantidad y calidad de artículos interesantes que no se ven en muchos lados.

    ResponderEliminar
  13. Hermoso homenaje a una gran saga. He jugado solo los de la saga principal y todavía me faltan el VII (al que espero en su versión de 3ds) y el IX.

    ResponderEliminar
  14. Buena reseña. UN gusto leerla... Permíteme alegar algo con respecto a lo que expones en cuanto a los tres primeros Dragon Quest. Ciertamente son muy toscos, espantan a la vista. Pero merecen mucho la pena. En especial el Dragon Quest 3. Fue el primer Dragon Quest en implementar el cambio de clases, y posee un desarrollo excepcional. Tuvo un Remake para la Snes, con gráficos hermosos. A la altura de Chrono Trigger. Ciertamente salió sólo en Japón, pero existe un traducción hecha por fans, al inglés. te invito a probarlo, junto a toda la comunidad rolera, si el inglés no es una barrera, claro está. Es un JUEGAZO que merece la pena, no se arrepentirán... Y te comento, los dos primeros también tienen su respectivo remake para Snes, pero no tienen el mismo acabado visual que el 3.

    ResponderEliminar
  15. Hola, ¿De verdad existe DQIV y V en español? ¿Donde estan los parches?!
    saludos.

    ResponderEliminar
  16. DQ3 en su versión remasterizada (lo jugué en Android) está bastaaaante buena, siendo uno de los juegos más notables de la saga entera, y creo que merece su apartado c:

    ResponderEliminar
  17. Excelente texto!
    Pese a que soy un ferviente jugador de jrpg casi me avergüenza decir que solo he terminado el periplo de el rey maldito (eso si 2 veses y con actitud completista) continuaré con el Xl me sonaron muy interesantes el lV y el V aunque antes he de culminar un par de sagas igual de prolíficas.

    ResponderEliminar
  18. Para mí es la mejor saga de la historia de los videojuegos. A falta de jugar al DQXI (no tengo todavía la PS4), recomiendo empezar por Dragon Quest VIII, para mí el mejor videojuego de la historia. La versión de 3DS mejora lo inmejorable; los enemigos visibles es un puntazo, y encima con todavía más conenido extra. Tras él recomiendo el VII (versión 3DS), que está al mismo nivel, un juegazo impresionante y larguísimo; y el V (versión NDS), que tiene la mejor historia de la saga. Y después, pues todos jajaja, aunque seguiría por el IX, después el IV, el VI (ambos vesión DS) y finalmente los Monsters Joker (el 2 antes que el 1) y los 3 primeros (el III sobretodo) y los Monsters de Game Boy.

    ResponderEliminar