lunes, 16 de abril de 2018

¿Qué es Witch Spring?

Lanzado en el año 2015 y ya con dos secuelas en el mercado o un remake en camino, Witch Spring es el primer titulo de una serie de videojuegos lanzados para móviles por la compañía coreana Kiwi Walks que ha logrado un éxito bastante notorio en un mercado tan complejo.

Al fin y al cabo, compañías como Square Enix tienen multitud de estudios dedicados a estos sistemas y han reconocido su importancia económica a pesar de que no son -ni por asomo- de las más punteras en este mercado, donde grandes corporaciones luchan por uno de los modelos de negocio más rentables de la actualidad, con Fate/Grand Order siendo, por sí mismo, de las más importantes fuentes de ganancias de toda una gigante como Sony, Rage of Bahamut elevando a los cielos a Cyagames, Cash Royale y sus similares arrasando, lo que pasó con Pokémon Go hace un par de años, Nintendo abrazando en concepto gacha en juegos como Fire Emblem Heroes, Yugioh Duel Links con más de 65 millones de descargas haciendo renacer a Konami por sí solo...

Sin embargo, lo llamativo de este Witch Spring es que no se trata de un proyecto de negocio a medio/largo plazo: es un RPG completo al más puro estilo de la serie Atelier. Sin compras integradas o cajas o cosas similares. Adquieres el juego y lo tienes disponible al completo, lo cual hace que resulte especialmente llamativo que haya logrado este cierto éxito.

La serie se desarrolla en un mundo donde deidades y humanos vivían pacíficamente hasta que los últimos decidieron retar a los dioses para arrebatarles su poder, lo que llevó a la destrucción de todas las fuentes divinas. Debido a ello, la solitaria bruja Pieberry, protagonista del juego, iniciará una aventura por recuperar este poder perdido y devolver al mundo a su estado anterior.

Ciertamente, la trama no es particularmente original y no destaca en lo más mínimo, algo a lo que tampoco ayudan sus múltiples errores en la localización al inglés que está plagada de errores tipográficos. Sin embargo, durante la aventura podremos tomar decisiones que nos llevarán a múltiples eventos opcionales que podrán alterar la historia que vivimos o hasta su final, lo cual hace que gane ciertos enteros a pesar de su sencillez.

Además, la estructura del juego recordará mucho a los títulos de Gust, puesto que se desarrollará en 100 días donde cada actividad que realicemos en cada momento consumirá un tiempo que tendremos que racionar adecuadamente. Podremos recolectar materiales, explorar mazmorras, derrotar a monstruos opcionales... Todo de gran importancia puesto que, en lugar de mediante experiencia, las estadísticas de Pieberry mejorarán usando los objetos que creemos con los ingredientes recolectados en nuestra aventura o bien mediante entrenamientos bastante agotadores.

Sin ser particularmente extenso, el mapeado del título guardará muchos secretos, tanto en eventos como en combates opcionales que nos permitan llegar a ciertos finales o mejorar a Pieberry. 

Centrándonos en el combate, este juego se desarrollará en un sistema por turnos muy sencillo donde sólo contaremos con ataques simples y un ataque mágico que podremos editar a nuestro gusto. Eso sí, ganará algo de más profundidad con un sistema de mascotas que podremos obtener de diversas formas y que reforzarán de alguna forma a nuestra bruja. En general, no será un juego particularmente complicado, sobre todo si entrenamos bastante, aunque esto también puede complicarnos el acceder a ciertos finales que exigirán aparcar un poco el entrenamiento y buscar eventos determinados.

El principal problema de Witch Spring será que, a pesar de su personalidad, pueda llegar a hacerse pesado y repetitivo con el tiempo, sobre todo al no contar con elementos que ayudarían a que el jugador se orientase un poco más en sus objetivos, como un mapa más elaborado, un bestiario, mejor descripción de los materiales...

Al fin y al cabo, se puede perdonar un poco porque se trata de un juego para móviles que tiene su tiempo y fue diseñado por una compañía pequeña, pero eso no puede ocultar que su apartado visual no pasa de "mono" en sus diseños y "pobre" en todo lo demás o que la Banda Sonora se haga repetitiva.

Al final, Witch Spring no pasa de ser una propuesta interesante que resulta principalmente avalada por su reducido precio y su corta duración (entre ocho y diez horas), pero que logró crear una saga completa a partir de un proyecto inicial obviamente mejorable.

En sí, los juegos de la serie tienen como punto fuerte esa personalidad tan llamativa que resultan unas propuestas interesante frente a ese un modelo de negocio tan apoyado en las microtransacciones que domina el mercado de móviles.

No podemos decir que esta primera entrega sea especialmente recomendable, pero si estáis buscando un RPG barato, exclusivo de móviles y que evite caer en otros modelos de negocio, puede valer la pena en cortos periodos.

1 comentario:

  1. El juego es baratisimo xD, creo es la mejor relación calidad precio que he visto en la store y sin microtransacciones incluidas, quizás me animo y lo pruebo que no ss vs tan mal para su precio xD

    ResponderEliminar