jueves, 15 de marzo de 2018

[Análisis] Azure Saga: Pathfinder

Con la cantidad de títulos indies que están siendo desarrollados en la actualidad, es sencillo que muchos pasen desapercibidos de los principales radares y no aparezcan en las listas de lanzamientos más importantes del mes. No nos excusamos, desconocíamos la existencia de este título hasta que nos ofrecieron la oportunidad de probarlo y la verdad es que ha resultado una experiencia interesante.

Azure Saga: Pathfinder es el primer título desarrollado fuera del mercado de móviles por la compañía indonesia MassHive Media. Tuvo que pasar por el proceso de Steam Greelight y fue lanzado el pasado 13 de marzo, con una oferta de lanzamiento que permite adquirirlo por 9,79€ durante la primera semana. Es decir, es un indie que sabe reconocer sus rivales y cuáles son sus cartas para poder tener posibilidades en un mercado tan duro, ofreciendo un precio reducido de acorde con sus cualidades.

Evidentemente, aquí las preguntas son dos: ¿qué tipo de RPG es este Azure Saga? y ¿vale la pena incluso por ese precio? así que vamos a tratar de solucionarlas en este análisis.

El título comienza fuerte: Synch y su androide de apoyo Noide están huyendo a toda velocidad de unas naves enemigas tratando de buscar un planeta donde parece estar su padre, pero son alcanzados y acaban aterrizando en uno donde hay humanoides y distintas especies en conflicto, pero con una civilización mucho más retrasada.

Al ayudar a unos lugareños contra unas criaturas llamadas Hollows, Synch deberá buscar la forma de ocultar sus orígenes incomprensibles para una cultura fantástico-medieval a la vez que localiza posibles fuentes de poder con las que arreglar su nave. El toque a lo Star Ocean es bastante evidente, pero toda la trama del título se moverá en este planeta y los diferentes problemas que surgen en el mismo.

Los personajes serán bastante típicos, aunque el grupo de hasta siete miembros controlables tendrá diferentes orígenes, personalidad y algún momento para brillar. Eso sí, se notará que los primeros aliados que manejamos tienen mucho más peso y desarrollo, mientras que el resto serán poco más que convidados de piedra para la trama, quedando con una nula evolución

Es decir, que tendremos una historia con altos y bajos, con un muy buen giro argumental en el clímax (tampoco algo absolutamente revolucionario, aunque sí muy efectivo) pero también momentos terriblemente anodinos y predecibles que sólo buscan extender la duración del título, que parecía tener muy claras sus buenas partes y no tanto qué hacer de por medio.

En Azure Saga estamos ante un RPG de encuentros aleatorios y combates por turnos con muchas variables a analizar. Centrándonos en el combate primero, el título nos permite combatir con tres aliados, pero que son posibles de rotar por los personajes del resto del grupo al principio de cada turno, que se desarrollará atacando antes con nuestros personajes -además, en el orden que los hayamos colocado- y, luego, actuando los enemigos. No habrá velocidad o Batalla de Tiempo Activo.

Al golpear, además del posible daño crítico o fallar el ataque completamente, también se ha añadido la opción de "bloqueo", que reduce mucho el daño causado con ese ataque. Este bloqueo puede surgir al azar, según las estadísticas u objetos de cada personaje/enemigo, pero también podrá ser provocado por nuestros personajes usando la acción de Defensa que, además de bloquear el siguiente ataque, también permitirá lanzar un contraataque automático y recuperar un poco de nuestros MP. Por si fuese poco, si hemos activado la Defensa y no somos atacados en ese turno, ésta se conservará en los siguientes, de forma que podremos usar diferentes acciones sabiendo que bloquearemos el siguiente ataque que recibamos.

A esta funcionalidad se le añaden las habilidades "Fury", unos ataques desesperados que se cargan recibiendo y causando daño, también posibles de conservar entre batallas para usarlos en el momento justo. Junto a ellos, también tendremos el recurso de los ataques combinados, que se activarán al ejecutar con nuestros tres personajes una combinación determinada de sus técnicas de ataque para causar un daño masivo y provocar algún tipo de estado alterado al enemigo. Muchos de estos ataques exigirán conocer qué técnicas combinan adecuadamente, por lo que las pruebas con diferentes habilidades y aliados nos puede servir para desbloquear nuevas técnicas de este tipo.

Es un sistema de juego simple, de sobra conocido y efectivo, donde los aliados tendrán hasta seis habilidades activas que usar (tres ofensivas y otras tres que se reparten entre técnicas de curación/refuerzo y daño/estados alterados), con tres habilidades pasivas de las que una estará bloqueada hasta que realicemos una misión de cambio de clase con ese personaje. No habrá una gran variedad, pero dada la duración del título será un detalle aceptable.

Cada aliado tendrá determinadas técnicas que les harán funcionar mejor contra cierta clase de enemigos y un sistema de equipo bastante simple: cada uno podrá llevar dos accesorios que proporcionarán estadísticas concretas y, a veces, permitirán engarzarles unas gemas que añadirán resitencia/daño extra sobre ciertos enemigos. Estas gemas podrán combinarse en versiones superiores de mayor efecto, a lo que también se unirá un sistema de tatuajes que alterarán las características de cada aliado. Quizás lo peor de estos sistemas es que se sitúan en menús o tiendas independientes entre los que será algo engorroso moverse, pero la variedad es agradable.

Pasando al movimiento por el título, hay que destacar que existirán sólo dos ciudades que podremos visitar, con muy pocos NPCs en las mismas y conversaciones muy triviales. La mayoría de nuestra aventura se situará en las diferentes localizaciones que actuarán prácticamente como mazmorras, en un sistema de mapas muy pequeños y cuadrados/rectangulares con diferentes salidas por las que avanzar para formar la localización completa. Cada uno de esos pequeños mapas tendrá multitud de elementos coloridos algo sobrecargados, que a veces no dejan muy claro con lo que podremos interaccionar o no hasta que no nos colocamos al lado. Algunos de estos mapas tendrán puzles bastante simples donde lo más complicado será, a veces, saber exáctamente qué tenemos que hacer, porque no tendrán un indicativo claro del objetivo que estamos tratando de lograr.

En estas zonas plagadas de encuentros podremos guardar libremente en cualquier momento, aunque también tendremos puntos de guardado automático que servirán de enlace -mediante teletransporte- con otros puntos del similares dentro del mismo mapa. Existirá algún pequeño minijuego, como el de la pesca, y misiones secundarias simples (encuentra objetos en la zona o derrota a ciertos enemigos) que a veces se tornan en complejas por algo tan ridículo como que soliciten derrotar a 10 monstruos concretos de los que aparece uno cada 20 encuentros.

Será, pues, un sistema básico, con sus elementos interesantes pero fáciles de comprender, que se deja llevar bastante bien.

El título se puede completar tranquilamente en algo más de 20 horas, que se podrán aumentar en un 50% si intentamos realizar todos los logros y afrontamos las zonas opcionales que ocultan a los jefes más fuertes del juego.

Sobre su dificultad, es destacable que existirán pocos estados alterados, pero bastante molestos (Veneno, Parálisis, Silencio y Muerte) que, debido a la limitación de nuestro inventario, harán que sea imposible contar con una protección más o menos sólida para todos los aliados. Dadas las ventajas del sistema de Bloqueo, uno de los aspectos más importantes del título será el cansancio de nuestros aliados, principalmente en materia de MP y porque muchos enemigos resultarán extremadamente pegajosos, siendo invulnerables a ataques simples, reviviendo al poco tiempo, invocando más aliados... Ciertas combinaciones de monstruos resultarán un auténtico incordio no tanto porque nos fuesen a crear problema, sino por el tiempo y los recursos necesarios para acabar con ellos.

Aún así, no será un juego excesivamente complicado, aunque algún pico de dificultad puntual sí que tendrá.

Artísticamente, este título será llamativo, con colores brillantes, decorados bonitos, diseños dibujados a mano, una perspectiva isométrica que recuerda a juegos clásicos de la época de las 16 Bits... pero esto también juega en su contra, ya que algunas animaciones resultarán algo simples (recordarán a títulos de móviles) y, como ya hemos contado, muchos de esos mapas tan coloridos tendrán puntos donde los elementos parecen más colocados "por poner" que para dar una sensación de diseño lógico, resultando sobrecargados en algún momento.

La música y el sonido pasarán totalmente desapercibidos al ser demasiado mediocres. Sin tener doblaje o algún tema que se pueda considerar como verdaderamente bueno, el título simplemente busca cumplir en este apartado sin esforzarse demasiado, algo comprensible en una obra donde los mayores esfuerzos se dedicaron a otras parcelas.

Azure Saga: Pathfinder es un título de aprobado en un entorno donde no nos faltan notables o sobresalientes. No tiene grandes errores ni aciertos que lo hagan recomendable sólo por los mismos, aunque su reducido precio puede ser un aliciente para darle una oportunidad si buscas un título de este estilo que resulte bastante ligerito y sea fácil de disfrutar siempre que no te importen esos evidentes bajones de trama en muchos momentos.

Es un juego con textos en ingles que resulta correcto, sin más, al que si queréis darle la oportunidad seguramente no os acabará decepcionando porque cumple adecuadamente, pero tampoco se os quedará en el recuerdo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario