martes, 4 de marzo de 2014

[Experiencias Roleras] Macrox nos escribe sobre Shin Megami Tensei: Persona 4.


Atlus es, sin duda, una de las desarrolladoras japonesas de videojuegos RPG que más éxito y prestigio está cosechando en los últimos años. Y no es para menos, sus últimas creaciones han sido recibidas con los brazos abiertos tanto por la crítica, con notas sobresalientes, como por los jugadores, creando una enorme comunidad de fans a su alrededor.

De entre sus series, quizás la más querida y valorada por su calidad es la saga Persona, de la que sus dos últimas entregas, Persona 3 y Persona 4, pueden considerarse como la máxima expresión de lo que se espera de un JRPG: Buena narrativa, personajes con carisma y un sistema de combates por turnos dinámico y divertido.

La serie Persona parte como un spin-off de la serie principal de Atlus, Shin Megami Tensei, tomando un enorme protagonismo a partir de su tercera entrega, donde Atlus da con la tecla para presentar un juego con una enorme calidad. Persona introduce una dinámica realmente novedosa, integrando un sistema controlado por el transcurso de los días a lo largo de, generalmente, un año académico. Así, en la serie Persona se rompe con el clásico avance de la historia controlado por eventos para dar paso a un sistema donde el protagonista y sus compañeros deben afrontar cada día, como alumnos de un instituto, llevando a cabo sus obligaciones diarias. En Persona 4 estas obligaciones van desde ir a clase, acudir a actividades extraescolares o buscarse un trabajo a media jornada.


Son muchas las posibilidades que nos ofrece el juego para dedicar cada día, las cuales nos permitirán cumplir con dos objetivos los cuales son piedras angulares de este juego: El desarrollo social y personal de nuestro protagonista. Numerosas actividades, como estudiar para los exámenes, aumentan alguna de las características personales del jugador. Somos nosotros, como si de un Sim se tratara, los que decidimos en qué actividad gastar más tiempo para desarrollar su correspondiente habilidad. Su desarrollo nos recompensará permitiendo tener éxito con la respuesta correcta en una conversación, similar a Fallout 3 o Mass Effect cuando tienes que tener un mínimo de elocuencia, u otras opciones como tener el coraje de hablar con una chica del instituto en principio inaccesible (y un poco gritona), accediendo así a su Social Link.

Los Social Links son, de hecho, la otra piedra angular del juego. Pasar tiempo con tus amigos y compañeros permite conocerlos mejor y desarrollar nuestra relación con ellos, pasando de ser simples conocidos a amigos inseparables (e incluso acabar saliendo con alguna de nuestras compañeras, o con varias a la vez, dependiendo de nuestra suerte para que no te cojan y los pillines que queráis ser). Las situaciones que encontrareis serán muy variopintas, desde una viuda anciana que se hace llamar muerte hasta un zorro que nos pedirá cumplir con ciertas peticiones. El desarrollo de estos Social Link permitirán desde acceder a otros Social Link hasta el desarrollo de nuestros Personas.


Y los personas son, sin duda, uno de los elementos más especiales de la serie. Al igual que en otros numerosos juegos como Pokémon, el protagonista luchará a través de monstruos los cuales poseerán sus propias habilidades, puntos fuertes y débiles. Cada persona será fuerte a uno o varios elementos y débiles a otros, siendo elección del jugador decidir qué persona usar en cada momento dependiendo de sus habilidades y del elemento del enemigo. Por su parte, el resto de compañeros de equipo solo poseerá un persona el cual se irá desarrollando a medida que suba de nivel, alcanzando nuevas habilidades y mejores estadísticas. Donde destaca Persona 4 es en el dinamismo existente en la tarea de desarrollar y mejorar los personas del protagonista. En vez de tener que recurrir al clásico "levear", el cual casualmente no será efectivo ya que suben muy lento de nivel, la gracia del juego se esconde en poder criar los personas fusionándolos con otros para obtener así otros más poderosos. Estos además se harán mucho más poderosos en su creación si el Social Link del elemento correspondiente del persona está desarrollado, creando al final un equilibrio perfecto donde se te pueden ir horas y horas (literalmente, he pasado mañanas enteras solo combinando personas). Y quizás este puede ser también su hándicap, ya que aquellas personas impacientes que busquen acción inmediata encontrarán la creación de personas abrumadora, donde es necesario invertir tiempo para obtener personas decentes en la última parte del juego.

Otro del los puntos a favor de este juego es su sistema de combate, el cual es para mí el mejor sistema por turnos creado hasta la fecha en un videojuego. Atlus ha sabido crear un equilibrio perfecto entre estrategia, dificultad, diversión y posibilidades. Este juego está lejos de ser un "ataque simple" a los monstruitos y "lo más tocho" para los jefes. Sin ser Dark Souls, cada monstruo requiere su estrategia para derrotarlos de forma eficiente donde no seguirla puede llevar a la muerte fácilmente. En lo más básico, consiste en atacar al monstruo (conocido como sombra) con su debilidad, lo cual le dará un turno extra al personaje que lanzó el ataque y dejará al enemigo indispuesto, siendo recompensado notablemente si llevamos a todas las sombras hasta ese estado con un ataque en grupo que causará severos daños. Sin embargo, los enemigos parten con las mismas ventajas pudiendo explotar las debilidades de tu equipo, y es ahí donde se esconde el gran éxito de este sistema, donde todos los monstruos (incluyendo jefes) y protagonistas tienen sus debilidades a explotar, incluyendo vulnerabilidad a cualquier magia (excepto luz y oscuridad que actúan de forma un poco diferente, siendo del estilo de las magias de muerte instantánea). Así que es posible por ejemplo bajar la defensa de cualquier jefe o causarles algunos estados alterados, olvidándose de aquellos clásicos juegos donde había numerosas magias a utilizar pero que la mayoría no eran efectivas contra jefes y no merecía la pena gastarlas contra monstruos simples.


Otro de los puntos fuertes de Persona 4, así como de un JRPG en general, es la trama narrada y los personajes que participan en ella. Con un clásico estilo anime, el juego nos sumerge en una serie de asesinatos en un tranquilo pueblo conocido como Inaba al que el protagonista acaba de llegar. A medida que se avanza, la historia se irá complicando, con numeroso giros argumentales y sembrando dudas sobre quien puede ser el asesino, el cual deberá ser desenmascarado por el protagonista y sus compañeros de clase, incluyendo ciertas decisiones que podrán conducir hasta el "final malo o verdadero" del juego.

De igual forma, los personajes son muy carismáticos e interesantes, bien creados e hilados con personalidad propia, incluyendo facetas controvertidas como un personaje gay reprimido o una estrella del pop con un lado salvaje y pasional secreto. Es gratificante y enriquecedor ver cómo evolucionan los protagonistas, desde su inicio hasta el final de la historia.

La Banda Sonora es otro de los puntos destacables del juego, con un estilo moderno en sus melodías al estilo de The World Ends With You, por poner un ejemplo. Atlus sabe perfectamente como acompañar cada momento con la pieza musical adecuada, dejando claro que es un apartado muy cuidado por sus creadores. Nos encontraremos desde piezas tristes acompañando a momentos de drama como otras más alegres acordes con el momento. Eso sí, alargaría la canción que acompaña a la Velvet room, lugar donde pasas horas creando a los nuevos Personas, con una canción que parece que dura minuto y medio y se repite una y otra vez.


Cabe destacar también cómo se afrontan las mazmorras en el juego, un punto desde mi opinión a mejorar, aunque cada una de las mazmorras refleja un lado oculto de los personajes que la han creado, encontrando lugares tan dispares como un bar de striptease o un búnker nuclear, lo cierto es que se trata de mazmorras genéricas donde el objetivo es subir un número de plantas, venciendo a mini-jefes intermedios y el jefazo al final. Aunque en algunos presentan algún puzle a resolver, no dejan de ser un compromiso a superar para avanzar en la historia, subir de nivel y poco más.

Como puntualización final, creo que cualquiera que haya jugado a Persona 3 podrá comprobar lo mucho, muchísimo, que Persona 4 bebe de éste y no está de más una comparación con el mismo. Persona 4 salió tan solo un par de años después que su hermano y, desde mi punto de vista, se puede ver como una obra que pule y saca brillo aquello que presentó Persona 3, aunque deja un sabor de boca agridulce en algunos aspectos. Por un lado, el sistema de combate y la curva de dificultad son mejorados y pulidos, corrigiendo aquellos detalles molestos y algo irritantes de Persona 3 (el que más, no poder controlar a tus compañeros de equipo). Por otro lado, los eventos y personajes de Persona 4 siempre recuerdan en mayor o menor medida a los de Persona 3 (personajes con personalidad sospechosamente parecida, eventos que ocurren en el mismo orden y mismo momento de la historia). Todo esto no desmerece ni mucho menos a un juego con un alto valor por si solo como es Persona 4, pero sí deja un resquemor para aquellos, como yo, que jugaron antes a Persona 3 y consideran a éste como más original y rompedor, con personajes más carismáticos y una historia más elaborada para "creerse" con lógica los eventos que pasan.


Como conclusión final, solo decir que recomiendo este juego (ahora con la versión golden para Vita con numerosos extras) a cualquiera que le guste sentarse ante su videoconsola y disfrutar de un JRPG por turnos, con un excelente sistema de combate y una buena historia. Si no tenéis Vita siempre podéis hacer como yo e importar el juego de UK para PS2, aún lo podéis encontrar a un precio asequible. Y quien no, pues esperar a Persona 5, el cual saldrá para PS3 el año que viene y promete dar más y mejor de lo que sus fans buscamos.


Recuerda que tú también puedes escribir tus propios comentarios sobre algún RPG que te guste (o no), te haya marcado o, simplemente, hayas jugado últimamente poniéndote en contacto con nosotros en:


6 comentarios:

  1. El 4 me encantó pero el 3 no me acaba de convencer, soy el único? xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí es que me mata lo de no poder manejar a los demás personajes y que los social links se rompan tan fácilmente. Lo solucionaron con el P3P, pero la cagaron, para mi gusto, con el sistema de navegación. Con lo que mola pasearse por los edificios -_-

      Eliminar
    2. El Persona 3 es más oscuro y con fases más concretas, además de parecer más largo y tener un sistema de perfect Social Links más nazi que todo.

      Dicho esto, Persona 4 me parece mucho mejor juego por su adaptación al jugador, pero igualmente considero a P3 uno de los mejores RPGs de la historia.

      Eliminar
    3. Cómo dice Adell y comentaba yo el 4 es mucho mejor en la adaptación al jugador y pule todos los detalles que fallaban en Persona 3, sin embargo en historia y personajes a mi me gustó más el 3, quizás simplemente porque lo jugué primero, pero hay patrones y conpectos en los personajes que ya se veían en el 3, por ejemplo los parecidos en algunos personajes como Kanji y Akihiko, de lo que me rei bastante cuando en el Persona 4 Arena el mismo Teddy hace la referencia de que ambos se parecen mucho. Pero vamos que aqui entramos en cuestión de gustos y ambos me parecen grandísimos juegos

      Eliminar
  2. Estoy de acuerdo en casi todo lo que comentas. Persona 4 mejora la jugabilidad de Persona 3 en muchos aspectos, pero la historia principal se queda a lo mejor en algo más anecdótico y no llega al nivel épico de Persona 3 (y su final :O). Pero según lo veo, los personajes de Persona 3 son totalmente planos, sin apenas desarrollo y con algunos giros bastante estúpidos (el momento en el que Mitsuru te dice que nunca se había planteado el tema de la muerte casi al final, cuando desde el principio este es un tema recurrente. Por dios, que hay ataudes por toda la ciudad xD), y si veo que en Persona 4, llegas a conocer a tu equipo un poco mejor y tienen importancia durante todo el juego y no solo a los momentos claves de cada uno. Diciendo esto, ambos juegos me parecen bastante buenos y que he disfrutado al máximo, suponiendo una experiencia de juego única, divertida y con buen sabor de boca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja lo de Mitsuru no me acuerdo, que lo dijera Jumpei, que el pobre no discurría mucho pasa pero Mitsuru... por cierto lo que sí de los personajes de Persona 4 y que no lo he dicho antes, mención especial a Teddy, ese sí me encanta de Persona 4 y es único en el juego, su "presentación" en Junes, por decirlo de alguna forma sin hacer spoiler, cuando empieza a salir estrellitas con lo que va diciendo y la voz que pone... esas escenas son épicas xD

      Eliminar