jueves, 22 de octubre de 2015

[Experiencias roleras] Nuada nos escribe sobre Fire Emblem (GBA)

Hola a todos, aquí Nuada al teclado, esta vez con un nuevo Experiencias Roleras.

Primero que nada, me gustaría darl las gracias a Haru por realizar la fantástica introducción a la saga de Fire Emblem que hizo hace unos días, ya que gracias a la cual me entró el gusanillo de escribir sobre este Fire Emblem (GBA, 2003/04), que tendría como subtítulo "The Sword of Flame" o "The Blazing Sword" si no fuera porque fue el primer juego de la saga que nos llegaba a occidente y, por tanto, Nintendo consideró que no hacía falta añadir nada al nombre del juego en sí. Además, gracias a la entrada de Haru, puedo contar más de mi experiencia con el título sin hacer hincapié en explicar aspectos generales de toda la serie, como su sistema de juego.

Mi historia de amor con la serie Fire Emblem comenzó hace ya bastante tiempo, descubrí la saga hace unos nueve años, cuando compré una revista Club Nintendo (en esa época sí que valían la pena…) y había un artículo introductorio a Fire Emblem: Sacred Stones, que había sido lanzado recientemente. Me gustó lo que enseñaron, así que poco después, lo compré y quedé encantado, ensimismado, diría.

Así que el año siguiente, cuando por fin encontré un cartucho del título de la serie que Nintendo había localizado anteriormente (Este Fire Emblem, del que va la entrada), pude constatar que me había convertido en un fan acérrimo de la saga y, hasta la fecha, nunca he vuelto a estar tan satisfecho con una compra "videojueguil".

Pero, bueno, supongo que queréis saber qué es lo ofrecía ese título para que me convenciera del todo, ¿verdad? Pues vamos a ello:
Fire Emblem tiene una peculiaridad con respecto a otros títulos de la serie: La historia principal es protagonizada por tres personajes, no sólo por uno. Por eso mismo, la trama se divide en tres secciones. Además no encarnamos a ninguno de ellos, en vez de eso representamos a un estratega (no, no es controlable, pero si hay diálogos que lo incluyen) que dirige las fuerzas.
  • Historia de Lyn: En esta primera parte de la historia, nuestro personaje, el estratega, es hallado inconsciente por Lyn, una muchacha nómada. Un encuentro afortunado con un par de caballeros nos pondrá en camino para descubrir el legado de Lyn y retomar lo que, por derecho, le pertenece.
  • Historia de Eliwood: Esta segunda parte ocurre un año después y está centrada en Eliwood, hijo del marqués de Pherae, que se embarca en una aventura inimaginable para descubrir el paradero de su padre perdido. Se le unirán nuevos y viejos personajes que, juntos, se verán envueltos en una vorágine de acontecimientos que giran en torno a una organización llamada Colmillo Negro y dos hermanos fugitivos, Ninian y Nils.
  • Historia de Héctor: Esta historia se desbloquea al terminar por primera vez el juego y puede jugarse tanto en Modo Normal como Difícil. Es, básicamente, la misma trama de Eliwood, pero tiene muchas variantes, como capítulos especiales. Además, está centrada en otro personaje, lo cual hace que la perspectiva de los hechos cambie.
La historia es bastante interesante ya que, como en la mayoría de RPGs, empieza de una manera y evoluciona constantemente. Hay muchos capítulos secretos, gran cantidad de personajes secundarios bien trabajados y momentos memorables, ya sean cómicos, románticos, dramáticos... La dificultad es aceptable, siendo el Modo Difícil un importante reto para cualquier jugador.

Sólo con la posibilidad de jugar desde el punto de vista de Héctor es motivo más que suficiente para comenzar una segunda partida, pues además de sus características únicas es imposible disfrutar de todos los mapas, conseguir todas las piezas musicales y reclutar a todos los personajes disponibles en una sola partida. Y, si eres como yo, y le quieres sacar el máximo al juego, querrás hacerlo.

La duración es variable. En dificultad Fácil o Normal, sin ponernos a subir niveles en las Arenas, pero recorriendo todos los mapas disponibles, nunca bajé de 40 horas. En la historia de Héctor, nuevamente recorriendo todos los mapas disponibles y grindeando un rato en la Arena alcancé las 50 horas. Asumo que jugándolo en Fácil y sin preocuparse por los capítulos opcionales y la Arena, el título puede ser terminado en unas 33 horas más o menos.

Si queremos comparar la historia con las de otros juegos, ciertamente no llega al nivel de profundidad de otros RPGs disponibles para Game Boy Advance, como Final Fantasy IV, VI o Tactics Advance, pero es lo bastante buena como para enganchar, entretener y dejar satisfecho al jugador. Y, a fin de cuentas, los juegos se juegan para entretenerse.

Ningún juego de este tipo ha destacado por sus gráficos, eso es un hecho, pero este título no tiene un apartado visual para nada malo. Los retratos en dos dimensiones de los personajes son bastante buenos y no son estáticos. Vale, que parpadeen, muevan la boca o miren al jugador no es gran cosa, pero es un detalle que se agradece. También están los CG’s, escenas estáticas de gran calidad que cumplen la función de los videos en juegos de otras consolas.

Respecto a las animaciones, éstas se dividen en dos: las de combate y la vista del campo de batalla. Las animaciones de combate son geniales; muy vistosas, bien logradas y con mucho movimiento. Por otro lado, los gráficos del campo de batalla se ven un poco desproporcionados pero son bastante coloridos y transmiten sensaciones acordes a la historia.


Este Fire Emblem tiene una de las mejores Bandas Sonoras de la consola. La música es tan buena que no le tiene nada que envidiar a títulos como algunos Final Fantasy o los Golden Sun. Eso sí, no es muy variada; temas orquestales bastante épicos y poco más. Los efectos de sonido también son bastante buenos, en especial los pasos de los caballos y los aleteos de los wyvern o pegasos.


  • Historia de Héctor y Modo Difícil: Ya lo hemos comentado. La historia desde la perspectiva de Héctor está tan bien trabajada que, junto a la dificultad aumentada y sus tantos extras, es la manera perfecta de completar por segunda vez el juego.
  • Cuarto de Sonido: En él podremos escuchar todos los temas musicales que hayamos escuchado mientras jugamos. Así es, si lo quieren tener completo tendrán que explorar todas las alternativas que la historia ofrece, incluyendo la muerte.
  • Arena: En la Arena haremos equipos de seis personajes de cualquier partida y los enfrentaremos contra otros equipos controlados por el CPU o por hasta cuatro jugadores. No será gran cosa hoy en día, pero en su tiempo aportaba horas de diversión (y disputas, jeje).
  • Conversaciones de Apoyo: Si quieres revivir alguna conversación entre personajes podrás hacerlo desde aquí. Parecerá una tontería, pero las conversaciones son tan buenas que más de una vez querrás volver a leerlas.
  • Historia de Batalla: Cada vez que terminas el juego recibes una análisis de tu desempeño como estratega. Y con ello me refiero a Táctica (la cantidad de turnos que tardaste para finalizar cada capítulo), Supervivencia (a cuántos personajes perdiste), Dinero (valor monetario de tus objetos), Experiencia (la cantidad de experiencia ganada por tus personajes) y Combate (la cantidad de batallas ganadas por tus personajes). Esto no tiene un efecto real en el juego… al menos en las versiones americanas o europeas.
Como curiosidad, en América, antes del lanzamiento de Mario Kart Double Dash! podías reservar el título para conseguir un Disco extra, que contenía varias demos y videos de otros juegos, pero si conectabas tu Fire Emblem mediante el cable GBA-GCN obtenías quince objetos únicos y las dos piezas musicales necesarias para completar el Cuarto de Sonido.

Algunos cambios de la versión japonesa a la americana y europea:

  • En la versión japonesa las armas efectivas contra otras clases hacen el triple de daño. Esto fue nerfeado en occidente, donde las armas sólo pueden causar el doble de su daño original.
  • Las armas de algunos enemigos fueron cambiadas y muchas de sus estadísticas fueron reducidas para occidente.
  • En la versión japonesa el verdadero epílogo (que enlaza esta historia con la de Fire Emblem: Sword of Seals) sólo era obtenible consiguiendo un rango S tras acabar una partida. Esto fue eliminado en la versión europea, mientras que en la americana se obtenía sin cumplir ningún requisito.
  • En la versión japonesa, Lyn tenía quince años; en las otras tiene dieciocho. Además en la japonesa Lyn no tiene esa animación especial cuando usa la Sol Katti (para quien se lo pregunte, sus pechos “saltan” con el movimiento de su cuerpo). La típica "adaptación" occidental.
  • Hay dos versiones europeas y sólo una incluye el español.
  • Los bordes de los CG’s, en la versión europea, están ligeramente recortados.
  • En occidente existen múltiples cambios de nombre, como por ejemplo Ostia, que pasó a llamarse Ositia (sí, por la expresión “ostia”) y los Dragon Knight a Wyvern Knight (debido a que el aspecto de esas unidades es más acorde a una serpiente alada y no a un dragón).
Fire Emblem me gustó mucho, especialmente por el desarrollo de la historia y la relación entre el jugador y los personajes. Realmente da una sensación de inmersión especial. A día de hoy (y a falta de ponerle la mano encima al Awakening) es el mejor Fire Emblem al que he jugado. Han pasado ocho años desde la primera vez que lo jugué y  lo sigo disfrutando como el primer día.

¿Qué si lo recomiendo? Pues sí. Especialmente si te gustan los SRPG como Shinning Force o Tactics Ogre, este juego te va a encantar.

7 comentarios:

  1. El Fire Emblem que me introdujo a la saga, una verdadera delicia. La música es totalmente icónica, cualquiera de sus temas, hago hincapié en Attack/Strike, porque cuando era un crío jugaba más por escuchar la musiquita que otra cosa xDDD

    Pese a ser una precuela, considero esta mucho mejor que Sword of Seals, valor sentimental aparte.


    PD: Hector 4 Sm4sh ya!!

    ResponderEliminar
  2. Este juego fue el primer RPG que caté sin contar la saga Pokémon. Quizá sea por el factor nostalgia, pero a mí me pareció un juegazo y sin duda es uno de mis favoritos, os lo recomiendo muchísimo.

    ResponderEliminar
  3. Fue el segundo que jugué, me vienen recuerdos de como costaban mapas que ahora me paso fácilmente y como acabe al final solo con 7 unidades xd, eso si un juegazo

    ResponderEliminar
  4. Como Wander y Nacho, para mí también fue mi primer Fire Emblem y lo disfruté muchísimo. Lo habré completado un par de veces si muy mal no recuerdo, aunque fue en las fechas cercanas a la salida y ya me acuerdo de más bien poquito. Sin embargo, es el que más me gusta de los FE de GBA (aunque Elrika y Ephraim me tiran mucho) y estaría en mi podio de la saga casi seguro (aunque no los he jugado todos, obvio). Un placer leerlo, Nuada ;).

    ResponderEliminar
  5. Oh, qué grata sorpresa. Me alegro de que mi entrada te animara a escribir :D

    Muy buen repaso del juego, también es uno de mis favoritos dentro de la saga.

    ResponderEliminar
  6. Pues nada, me alegra que les guste la entrada :)

    Saludetes.

    Ps: Sì, Hector 4 SM4ASH!!

    ResponderEliminar
  7. Mi primer Rpg <3 y para mi el mejor, lo que mas me gusta de fire emblem es que cada personaje cuenta y que cada personaje tiene carisma <3 aparte de la historia y lo demas el desarrollo de unidades es increible <3 saludos!

    ResponderEliminar