jueves, 6 de febrero de 2014

¿Sabías que Ni No Kuni no tiene un verdadero tema de batallas?


Ni No Kuni: La ira de la Bruja Blanca (PS3, 2013) fue uno de los mejores RPGs que nos llegaron el pasado año a occidente. Desarrollado por Level-5 junto al maravilloso Studio Ghibli, el juego ofrecía un mundo fantástico al más puro estilo de las películas del estudio de animación y, precisamente por eso, surgió un problema inesperado que afectó a la banda sonora del juego.


Basta escuchar el tema musical que suena en las batallas para notar que hay algo "diferente". No es un tema recurrente para que suene cada dos por tres durante unos pocos segundos, es una canción completa cuyo inicio no es más que el preludio de un tema mucho más extenso, con sus subidas y bajadas que, desde luego, no se asociaría a los preceptos básicos de los temas de batalla que nos suelen acompañar en los RPGs.

La razón de esto es que la banda sonora del título, compuesta con Joe Hisaishi, compositor habitual de las películas de Ghibli, no fue planteada como una "música para acompañar a un videojuego" y, en su lugar, Hisaishi realizó una (extraordinaria, por otra parte) composición orquestal como la que se usaría para una película, lo cual hizo que preceptos como "música repetitiva para las batallas" no fuesen tomados en cuenta.

A decir verdad, Ni No Kuni no es el primer RPG con un tema de batallas "atípico" con su explosión pasada la marca de los 25 segundos que suele durar de media un combate contra enemigos de relleno. Final Fantasy XIII (PS3/360, 2010) es un buen ejemplo de otro título reciente con un tema de batalla que comienza de forma muy diferente a como de verdad es en su cenit, que muchas veces ni llegamos a escuchar. Y en ese caso no está la excusa de que Hamauzu no supiera que era para un RPG y había que crear un tema de batallas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario