miércoles, 29 de enero de 2014

[VaJ] The Banner Saga - Episodio 1.


Buenas a tod@s y bienvenid@s a un nuevo "Experiencias roleras" en el que, esta vez, sí que tendremos como protagonista a un RPG. Un SRPG para ser más exactos: The Banner Saga, el título de Stoic Games que tuvo que recurrir a Kickstarter para existir y que, de momento, es el mejor RPG de los que llevamos de 2014.

Al tratarse de un juego bastante reciente, es muy probable que la mayoría ni sepáis de qué va. De hecho, yo tampoco lo sabía (Más allá de los datos generales) hasta que lo probé y, la verdad, es un título muy interesante del que todavía me queda aprender mucho para pillarle bien el truco a su estilo.

Advierto que, como es normal, al avanzar en el juego podréis sufrir spoilers de la historia, sí bien hay que tener en cuenta que este es uno de esos títulos donde los acontecimientos cambian dependiendo de las elecciones que tomemos, así que puede que vuestra partida, si es que al final acabáis comprando el título, sea muy diferente a la mía.

Sea como sea, este primer capítulo es, principalmente, un tutorial, así que podéis echarle un vistazo sin ningún problema, ya que os podrá venir bien para ver si de verdad es un juego que os interese adquirir o no.

En fin, empezamos con un aviso: Hay muchas imágenes en este capítulo, así que si tenéis límite de descarga en vuestra conexión a internet, no miréis esta entrada y, aunque no tengáis límite, también es posible que os tarde en cargar bastante.


Lo dicho: La historia cambia según las decisiones que tomemos y es de estos juegos donde cambias de protagonista o punto de vista en diferentes momentos. Vamos, que la cosa pinta bien.


Desde luego, es una compañía a la que le gusta la mitología nórdica.


La combinación de estilo animado y gráficos del juego es realmente brillante.


"Los dioses han muerto.

En su camino, hombre y gigante
sobrevivieron a través de una tenue
alianza, apartando a los
destructores oscuros llamados "dredge" en
lo más profundo de las zonas baldías del norte.

Ahora se vive en una era de crecimiento
y comercio. La vida sigue.

Solo una cosa ha parado.
El Sol."


En esta parte los personajes de la caravana hablan de que hay varias facciones que se están declarando la guerra entre ellas y que los tumultos tras detenerse el Sol están siendo cada vez más corrientes. Al legar a las puerta de la ciudad, el grupo es llamado a la sala del consejo, donde parece haber problemas. (Hubieran estado bien poner subtítulos en esta parte, menos mal que ya tengo buen oído para el inglés, incluso con acento nórdico)


Parece que un grupo pretende rebelarse contra el señor de la ciudad.


Pero los gigantes entran en escena.


Como se puede ver, el sistema de combate es el típico del género SRPG, pero con muchos detalles que lo hacen muy diferentes. Veamos el tutorial:


El mapa se puede mover libremente, el orden en el que se mueven los personajes y enemigos se ve en la esquina inferior izquierda, las estadísticas de nuestro personaje se muestran encima de su retrato... Todo muy visual.


Esta es una de las cosas más interesantes: Los gigantes que ocupan 4 casillas.


Y esas baldosas amarillas, que indican que nuestro personaje podrá moverse un paso más hacia ellas a cambio de pagar unos puntos de estrella que se recargan descansando.


Podemos decidir si atacar a la armadura o al cuerpo de nuestros enemigos, algo que tendrá una gran importancia para el desarrollo del título. En este caso, podemos hacer bastante daño como para matar al infeliz de forma directa.


Hala, uno menos.


La forma de mejorar a nuestro personaje se llama "renombre" y matar a enemigos aumenta nuestro renombre. Es una buena forma de sustituir un factor tan común como el de la experiencia.


Como nuestros personajes tienen mucha armadura, el jefe de los revolucionarios a penas le hace daño, solo 1 punto.


Vamos a probar la habilidad de este personaje, que consiste en hacer un barrido con su espadón:




Dos menos. Eso os pasa por meteros con gigantes.


Esos puntos que se ven en la estadística amarilla es el "Willpower" (Fuerza de voluntad" y es la que permite moverse un paso más o causar daño extra. Se regenera descansando un turno, así que siempre ganaremos algo con cada movimiento, incluso aunque no ataquemos.


Nos vemos, señor.


Todos los combatientes en esta batalla ganan 5 puntos de renombre. Es interesante el concepto y la verdad es que pega muy bien con la filosofía del juego.






Es esta escena, el gobernador nos habla de que cada hay más revueltas y que necesitan que la alianza entre hombre y gigantes sea lo más fuerte posible ante los momentos oscuros que se aproximan. Nuestro papel como recaudador de impuestos es echarle una mano, aunque nuestro protagonista no parece muy de acuerdo.


"Solo el sol ha parado."


Soy Ugin, historiador varl (La raza de gigantes que convive con los humanos en paz gracias a una ancestral alianza) y recolector de impuestos del reino. Luché contra los dredge en la Gran Guerra de hace siglos, pero ahora ya soy anciano y solo me interesa seguir escribiendo la historia. Tras ver como mis compañeros varl ayudaban al gobernador, un tal Eirik, sirviente del gobernador de Strand, me corta el paso.


Al parecer, todavía quedan miembros del clan que intentó matar al gobernador por la ciudad y el gobernador quiere usar a mis hombres para que acabe con ellos. Desde luego, sabe negociar.


Es curioso el sistema para moverse por la ciudad, pinchando donde queremos ir, aunque sin más opciones, la verdad es que tampoco tiene más historia. Lo que más me escama es el indicativo de arriba, que indica las provisiones que nos quedan.


Ya en el puerto, Eirik me lleva junto a un tal Hadd, un antiguo pirata que conocía a los miembros del clan y parece saber dónde se pueden haber metido. Podría haber intervenido para presionar al humano, pero preferí dejar que Eirik se encargara. Al fin y al cabo, son sus problemas y se ve que los sabe resolver: Los restos del clan se ocultan en la taberna "Nobleman". Tras hablar con mi guardaespaldas Gunnulf y burlarme de su nueva vestimenta verde, nos dirigimos a la taberna.


Eirik se trae a un nuevo humano, un tal Valgard que nos ayuda en el combate:


Además, se colocan muy bien y si se ponen juntos su armadura se refuerza. Detalle importante a recordar en el futuro.


Estuvieron a punto de acabar con alguno de mis hombres, pero al final vencimos sin ninguna baja.


"Promoción" o, lo que es lo mismo: Subida de nivel.


Eirik también subió de nivel.


Se nos recordará por esto.


Al acabar la batalla, nos llama la atención la llegada de barcos importantes en el puerto. Un estandarte lo conozco bien: Vognir, heredero al trono de los varl. El otro parece también importante. Eirik me pide que vaya a recibirlos para darle tiempo y arreglar todos los asuntos pendientes en el Gran Salón tras la batalla que se había librado allí hace unas horas.


Vognir parece tan fuerte como siempre y se sorprende de lo viejo que estoy. ¿Cuánto hace que nos vimos la última vez? Da igual, también reconozco a su mano derecha: Hakon, un varl de buen corazón aunque bastante más tosco. Al parecer el grupo viene de la capital humana, Arberrang, junto al heredero del trono humano, Ludin. La idea es intercambiar visitas para fortalecer la alianza entre razas, pero Hakon parece sinceramente cansado de tener que actuar como niñera del príncipe humano, al que llevan a la capital del reino varl: Grofheim. Les pido acompañarlos, ya que yo también me quería dirigir a nuestra capital para entregar los tributos y, la verdad, creo que puede ser interesante el camino.


Ahora tenemos tres opciones: Ir a dormir, tomarnos algo con Hakon o presentarnos ante el príncipe humano.


Voy a reunirme primero con Hakon, que está dispuesto a emborracharse esta noche. Me pregunto el por qué sigue a la sombra de Vognir y no ha formado su propio clan, ya que es un varl más capaz de lo que él mismo se cree. Después me reúno con Ludin, el príncipe humano, que se crece rodeado de su gente y me mira por encima del hombro, sorprendido porque sea un historiador varl.


Eso de despertarse al amanecer es complicado con el Sol detenido en el cielo. Al menos hemos recibido el pago por nuestros favores al gobernador y nos reunimos con el resto de la caravana. El príncipe, como no podía ser de otra forma, es el último en llegar y, encima, con mala cara.


Esto es interesante: Al ir en camino, vamos consumiendo recursos y el humor de nuestra caravana va cambiando con el tiempo. Parece evidente que eso tendrá un gran impacto en el juego más adelante.


Ahora que vamos despaaacio.
Ahora que vamos despaaacio.
Vamos a contar mentiras, tralará.
Vamos a contar mentiras, tralará.
Vamos aaaa contar mentiiras.


Mejor no beber mucho, que no me fío yo de luchar borracho. Eso solo funciona bien en Catherine.


¿Cuánto queda para llegar a Grofheim? Miremos el mapa:


Este mapa es la cosa más espectacular que he visto en este juego: TODO es algo. Es como el mapa del Señor de los Anillos, pinchas en cualquier lados y te cuentan la historia de la zona. Atentos a algunos ejemplos:








Desde luego, se han currado muchísimo el lore del juego.


Ludin se pregunta el por qué tenemos que recorrer tantos y tantos kilómetros a pie en lugar de usar un barco. La respuesta la da la naturaleza: La bahía Silverstone (Piedraplata) se llama así por una razón. Está cubierta de hielo todo el año, destrozaría a los grandes barcos.

Hakon no pierde la oportunidad de pinchar a Ludin un poco más, lo cual enfada al príncipe humano. Le pido que deje de hacer eso, no vaya a ser que provoque un problema diplomático.

El campamento es algo así como la base de operaciones del grupo.


Aquí tenemos a nuestros personajes controlables.


Con su historia, cuánta gente han matado en la aventura, sus estadísticas... Todo muy ordenado.


En fin, vamos a subir de nivel (Promocionar) a Gunnulf.


Parece que este es de esos juegos en donde los objetos también tienen nivel y no podemos usar los que sean demasiado potentes.


Vamos a ver un poco mejor lo que hace cada estadística...


Y, como es bastante bestiajo con su mandoble, vamos a subirle la fuerza.


A éste no nos lo habían presentado ahsta ahora: Mogr, una antigua mano de los varl que luchó hace años contra los dredge. Podría haber formado su propio clan, pero al final siempre acaba quedando al servicio de Vognir.


Es todo un tanque.


Tras medio día de marcha, llegamos al pequeño pueblo de Verdfell, donde al parecer nos esperaban porque estaban teniendo problemas con ganado extraviado. Vognir se ofrece a ayudarle, aunque el jefe del poblado no parece muy contento de tener que acoger a tantos varl cerca de sus casas con unos suministros tan limitados.


La discusión se interrumpe por sonidos de batalla. Ludin y Vognir están en peligro.


Ludin puede atacar en diagonal y a dos casillas de distancia gracias a su lanza.


El problema es que este enemigo tiene tanta armadura que con su ataque ni siquiera puede hacerle daño.


Bajar la armadura de nuestros enemigos es tan importante como intentar matarles directamente.


Ludin ha caído antes de que podamos llegar.


La verdad es que este combate es MUY duro.


Todos los enemigos tenían mucha armadura y costaba un huevo hacerles daño de verdad.


Hakon riñe a Ludin por haber intentado enfrentarse él solo a un dredge tan grande sin debilitar antes su armadura. ¿De dónde han venido? Deberían estar muy lejos en el norte tras expulsarlos en la última gran guerra. Lamentablemente, no tenemos mucho tiempo para pensarlo ya que una noticia más importante sacude al grupo: Vognir ha muerto.


*Chan*Chan*Chan*


Y con esto acaba el primer capítulo de The Banner Saga. Como podéis ver, la historia tiene un lore curradísimo y el sistema de combate SRPG ofrece muchos elementos originales, además de una dificultad bastante ajustada.

Ya sabéis, si os ha gustado, más adelante seguiré subiendo capítulos con los acontecimientos que rodean a este interesante título. ;)

2 comentarios:

  1. Curiosidades: Los desarrolladores del juego de puzzles Candy Crush estuvieron al borde de pleitear el proyecto (y consequentemente hundirlo) por el uso de la palabra "Saga", que... ¡Alegan es trademark suyo! Y ahí andan, con la espada en la garganta.
    100% true story: http://www.forbes.com/sites/erikkain/2014/01/23/candy-crush-saga-tries-to-crush-the-banner-saga-in-bizarre-trademark-saga/
    Esta industria a veces da un miedo que flipas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo comenté en la entrada de los RPGs de enero y, bah, sigo pensando que es imposible que sigan adelante. Es imposible registrar un nombre común y está claro que el juego no trata de apropiarse del éxito de Candy Crush, así que no sé cómo van a verle caso a una demanda TAN absurda. (Fuera parte de que están quedando como unos capullos, en plan Zynga)

      Eliminar