domingo, 20 de octubre de 2013

El Comité de Calidad de Final Fantasy. ¿Un paso más en la guerra interna de Square Enix?


Hace unos días se anunció desde Square Enix la fundación del llamado "Comité para asegurar la calidad de la serie Final Fantasy" que estaría formado por los creadores de la trilogía de Final Fantasy XIII, Motomu Toriyama y Yoshinori Kitase, el director de Final Fantasy Type-0, Hajime Tabata y el director de Final Fantasy XIV: A Realm Reborn, Naoki Yoshida.

Como se puede observar, salvo en el caso de Kitase, que fue miembro de Squaresoft desde 1990 y ha dirigido auténticas leyendas de la compañías, como Final Fantasy VI, Chrono Trigger, Final Fantasy VII o Final Fantasy VIII, el resto del comité está formado por los miembros que han realizado los últimos juegos de la serie, por lo que más que un "asegurar la calidad" esto pinta más como un "nosotros mandamos" en la serie Final Fantasy.

Llama especialmente la atención que, precisamente, el director del próximo capítulo de la serie, Tetsuya Nomura, que se está encargando en estos momentos de desarrollar Final Fantasy XV, no está en ese grupo "porque está ocupado con otras cosas". ¿O quizás ha sido el gran perdedor en este movimiento?

Hironobu Sakaguchi tuvo que controlar el talento de sus miembros cuando dirigía Squaresoft.

Y es que desde los tiempos de Squaresoft la "guerra de egos" en la compañía ha sido uno de los asuntos más importantes de tratar. Hironobu Sakaguchi lo sabía bien y por eso trataba de repartir un poco la faceta de dirección entre los muchos talentos que estaban surgiendo.

Miembros como Takashi Tokita (Diseñador de Final Fantasy IV) tuvieron la recompensa de poder realizar sus propios juegos como Live a Live (SNES, 1994), co-dirigir Chrono Trigger (SNES, 1995) o encargarse de Parasite Eve (PSX, 1998). Otros como Hirouki Hito (Diseñador de Final Fantasy V y Co-director de Final Fantasy VI) pasaron a tener un papel de apoyo en otros juegos de la serie. Tetsuya Nomura, pieza clave en la elaboración de la historia de Final Fantasy VII, se estableció como el diseñador de personajes de muchos juegos de la compañía hasta la creación de su "propia saga": Kingdom Hearts. Shinji Hashimoto se encargó de producir Final Fantasy VIII, Final Fantasy IX y, con el tiempo, se unió a Tetsuya Nomura en casi todos sus proyectos...

Es decir, había un par de miembros clave vigilando todo el proceso de elaboración de cada nuevo título de la serie: Sakaguchi y Kitase, mientras que los que despuntaban en ciertos juegos esperaban hasta poder dirigir sus propios proyectos.

Sin embargo, todo cambió tras el fracaso de Final Fantasy: La Fuerza Interior, la quiebra de Squaresoft, la fusión con Enix y el abandono de Sakaguchi y Nobuo Uematsu, principal compositor musical de todos los títulos de la serie.

Sakaguchi y Matsuno se llevaban realmente bien y había confianza total en que podía encargarse de FFXII.

Y el primero en caer fue Yasumi Matsuno. Creador de la serie de SRPGs Tactics Ogre en la compañía Quest, fue fichado por Square Enix en 1996 y demostró brillantez en su trabajo para crear Final Fantasy Tactics (PSX, 1997) o Vagrant Story (PSX, 2000) grandes éxitos de crítica.

Sakaguchi lo veía como el hombre capaz de darle una vuelta de tuerca más a la evolución de la serie Final Fantasy ahora que ésta debía adaptarse para no competir directamente contra Dragon Quest, la gran obra de Enix, y lo nombró director de Final Fantasy XII en 2001. Fue su úlima decisión como creador de la serie y, tras su marcha de la compañía, quedó claro que a muchos no les hizo mucha gracia.

Kitase quedaba fuera de un Final Fantasy por segunda vez consecutiva (Tampoco participó en Final Fantasy XI Online) y no tuvo que sentarle muy bien, ya que hay muchos rumores de su participación en las presiones que hicieron que Matsuno tuviera que abandonar la dirección de Final Fantasy XII en 2005. Y ese fue el comienzo de la guerra abierta en la compañía.

Matsuno acabó abandonando Square Enix y se ve que a Tetsuya Nomura no le hizo mucha gracia esa jugada, ya que se alejó un poco de Kitase, con el que solo volvieron a trabajar juntos en la serie Dissidia. Que en Kingdom Hearts III no vaya a estar, a pesar de que fuera el co-productor de Kingdom Hearts y Kingdom Hearts II, debutando en ese puesto Tai Yasue, demuestra que la relación entre ambos no se encuentra en el mejor momento.

Los vimos juntos en el pasado E3. Se puede observar "lo cómodo que está Nomura"...

Y es que no es un secreto que Nomura es de los miembros más populares para los fans de la compañía. Su labor en juegos como Kingdom Hearts, Crisis Core o The World Ends With You junto a su carisma y participación en casi todos los proyectos de Square Enix como diseñador de personajes de la serie, le hacen una de las personas más interesantes a la hora de entrevistar.

Al fin y al cabo, se le puede preguntar por casi cualquier cosa que haga Square Enix y, además, era el director de Kingdom Hearts y, para muchos, el Final Fantasy más interesante de la compilación de Final Fantasy XIII: Versus XIII. En 2009-2010 fue entrevistado más veces que Kitase y Toriyama juntos, a pesar de que Final Fantasy XIII, del que fueron productor y director, respectivamente, debía ser el centro de atención.

Eso no le gustó mucho a Kitase y a su nuevo protegido, Motomu Toriyama, director de títulos no-tan-populares con los fans como Final Fantasy X-2 (PS2, 2003), Final Fantasy XII: Revenant Wings (NDS, 2007) o el infame regreso de Blood of Bahamut (NDS, 2009), considerado el peor lanzamiento del año en Japón que, no obstante, había logrado hacerse con el puesto de director en Final Fantasy XIII (PS3/360, 2009) y, curiosamente, no tuvo ningún problema de presión desde su equipo o la compañía a pesar de que acumuló un desarrollo de unos 4-5 años, mucho mayor que el que llevaba Yasumi Matsuno con Final Fantasy XII cuando tuvo que abandonar.

Toriyama y Kitase, la "pareja de oro" en la serie Final Fantasy actual.

De hecho, en las entrevistas realizadas a Kitase o Toriyama estos años, podemos ver pequeñas puyitas mandadas a Matsuno o Nomura para dejar clara que SU visión es la visión correcta en la serie Final Fantasy:
  • "En FFXII, la entrada a los combates era imperceptible y realista, no muy diferente a cuando vas por el mapamundi. Yo, cuando trabajo en un título de Final Fantasy, realmente quiero crear efectos visuales llamativos y convertir la acción en algo grande. La transición entre el campo y la batalla es un poco diferente."
  • "El sistema de control de los aliados en Final Fantasy XIII no tendrá nada que ver con los gambits."
  • "Lo que ha hecho a la serie Final Fantasy importante en todo el mundo es su apartado gráfico."
  • "Nomura solo se encarga del diseño de los personajes, no participa en ningún otro aspecto del juego."
Vamos, que algo de pique hay y lo que han hecho con la compilación de Final Fantasy XIII, lanzando Final Fantasy XIII-2 y Lighning Returns: Final Fantasy XIII ha hecho que Final Fantasy Versus XIII se quedara sin presupuesto y sin tiempo para llegar a esta generación de consolas y acabe en PlayStation 4 y Xbox One como Final Fantasy XV. Que, hey, a Nomura le da un poco igual, ya que él está en otro estudio, con otros productores y con un nuevo motor gráfico que le va de lujo al estilo que buscaba para el juego, pero que han intentado anularle resulta bastante llamativo. Mirad como no ha entrado en ese comité para la calidad...

Kitase y Tabata juntos, en la presentación de The 3rd Birthday.

¿Y los otros dos miembros? Hajime Tabata está un poco entre dos aguas. Cuando se unió a Square Enix, fue Nomura su principal valedor y trabajaron juntos en Before Crisis -Final Fantasy VII- (Móviles, 2004) y Crisis Core: Final Fantasy VII (PSP, 2007), dejando claro que tenían buena sintonía, algo que se refleja en la actualidad, al ser invitado por el propio Nomura para, juntos, se encarguen de la dirección de Final Fantasy XV. La cosa es que también tuvo que trabajar codo con codo con Kitase y Toriyama en el desarrollo de su gran proyecto: Final Fantasy Type-0 (PSP, 2011), al ser considerado inicialmente como parte de la compilación de Final Fantasy XIII y en The 3rd Birthday (PSP, 2010), ya que él era el mejor conocedor del funcionamiento de PSP en Square Enix.

A priori, es un "aliado de Nomura" en el comité, pero tiene pinta de que se lleva bien con Kitase y Toriyama. Es, sin duda, el miembro con más futuro en la compañía y, seguramente, intentará no ponerse del lado de nadie para seguir metido en proyectos importantes.

El caso de Naoki Yoshida es algo más complejo. Gran fan de los MMORPGs y muy conocedor de la serie Final Fantasy a pesar de que siempre ha estado relacionado con trabajos para la serie Dragon Quest, no parece que tenga la experiencia del resto de miembros trabajando en Final Fantasy. La cosa es que los resultados le avalan: Ha logrado hacer renacer realmente a Final Fantasy XIV con A Realm Reborn cuando parecía imposible y ha demostrado que sabe lo que le gusta a los fans y que domina muy bien el funcionamiento de los juegos en red. ¿Será esa su labor en el comité? Porque parece totalmente ajeno a cualquier disputa interna y, de hecho, parece que su verdadera preocupación es seguir mejorando al MMORPG y no pasarse a revisar otras cosas.

Naoki Yoshida sabe llevarse bien con los fans y cómo hacer un buen MMORPG. No parece interesado en guerras internas.

En fin, como se puede ver, en Square Enix tenemos alianzas, desencuentros, piques y muchos egos luchando por hacerse con el cariño de los fans o con el control de la serie Final Fantasy. Los lados que parecen más enfrentados son los de Yoshinori Kitase y Motomu Toriyama por un lado frente a Shinji Hashimoto y Tetsuya Nomura por el otro, con Yasumi Matsuno eliminado de Square Enix como telón de fondo. Un bando ha logrado crear un comité en el que tienen bastante control, pero Hajime Tabata puede ser la clave para decidir cómo avanzará la serie en adelante, al llevarse bien con ambas partes.

Sea como sea, en la serie Final Fantasy vamos a observar el fin de "la saga Kitase-Toriyama" con Lightning Returns y tocará ver cómo enfoca el futuro de la serie Tetsuya Nomura con Final Fantasy XV y Kingdom Hearts III también pidiendo paso. Habrá que ver si el desarrollo del título más esperado de la compañía avanza a buen ritmo o vuelve a encontrarse con trabas y será interesante comprobar qué es lo que harán Kitase y Toriyama a partir de ahora, porque lo normal es que trabajen en otro proyecto y no se queden solo controlando a Nomura. ¿Buscarán "quedarse" con Final Fantasy XVI? Solo el tiempo lo dirá.

3 comentarios:

  1. Muy interesante, con el tiempo uno llegaba a pensar que estaba todo podrido en Square Enix pero parece que aun queda "algo" de esperanza

    ResponderEliminar
  2. Independientemente de quién se ocupe de Final Fantasy en Square Enix la saga nunca volverá a ser lo mismo, ni siquiera se acercará en cuanto a calidad. Y todo por una simple razón: no tienen ni idea de por dónde les da el aire, lo hacen todo al revés. FFXV tiene pinta de ser buen juego, pero aunque lo sea ya se encargarán de pifiarla de alguna manera. No entiendo la gente que todavía tiene esperanza en FF en lugar de intentar que otras sagas con más calidad se asienten en España , como Tales of o Persona

    ResponderEliminar
  3. A mi me gustaría que Hiroyuki Ito sea el director de Final Fantasy XVI, que ya le toca hacer uno nuevo tras los grandes resultados que tuvo con los que ha dirigido por su cuenta, el FF VI y el FF IX (técnicamente también es el director de FF XII, pero ya sabemos la importancia de Matsuno y lo que pasó), pero estando Toriyama en ese comité de calidad no hay mucha fe xD

    ResponderEliminar