lunes, 27 de abril de 2015

Personajes secundarios en los RPG (2)

Ains, esos personajes secundarios: No forman parte del grupo de héroes que acaba venciendo al gran enemigo ni son ese gran enemigo, aparecen como personajes de fondo en una historia más compleja, viéndose solo involucrados en la misma, sin llegar a ser realmente claves en ella... Pero, sin embargo, hay muchos que llegan a tener tanto o más carisma como los personajes principales de una historia.

En su primera entrada, Saifogeo nos comentó algunos de estos personajes que quedarían en un segundo plano si no fuera porque desbordan carisma, pero ya que tenemos la puerta abierta para comentar alguno más nosotros, me gustaría añadir algunos más que, no, no incluirán a los clasicazos que comentó mml, esos se podrán quedar para otra entrada ya que, al fin y al cabo, lo divertido es que cada uno piense en los suyos.

La verdad es que he estado pensando bastante en qué personajes comentar. Como sabéis, he jugado a muchos títulos diferentes, pero las limitaciones de este tipo de entrada me impiden comentar a posibles aliados permanentes como Albel the Wicked de Star Ocean III: Till the End of Time (PS2, 2003-4), al que durante mucho tiempo consideré el personaje más carismático de los últimos títulos que nos había traído Square Enix en esa época o a personajes como Gadwin, de Grandia (Saturn, 1997/PSX, 1999-2001), uno de los mejores ejemplos de héroe mayor que ejerce como padre en la historia del gran título de GameArts.

Así que, sin más, mejor dejo de enrollarme y os cuento cuáles son mis cinco elegidos en esta entrada:

DYNE
FINAL FANTASY VII (PSX, 1997)

Tengo que reconocer que no era mi primera opción y que a la hora de incluir un secundario de Final Fantasy VII en lo primero que pensé fue en Los Turcos, pero luego recordé su momento en la historia del título y creo que todos los que lo habéis jugado sabéis por qué lo he elegido.

Dyne juega un papel importante en la historia de uno de los personajes protagonistas del título, Barret, ya que ambos eran amigos de la infancia. Ahora, aviso, vienen los spoilers, así que saltad a la siguiente ilustración si todavía no habéis jugado a Final Fantasy VII y, por alguna razón, tampoco conocéis aún su historia, que es de esas que están spoileadas de base en internet. xD

La historia de Dyne es trágica hasta decir basta: Él sí se oponía a dejar el carbón y pasarse a la energía mako como les ofrecía Shinra, pero Barret fue de los que le medio-convenció para que permitieran la creación de la planta. Cuando ésta sufrió una explosión (Porque las centrales de Shinra parecen estar hechas para explotar), encima, culparon al pueblo de Corel y mataron a su esposa y su hija recién nacida. ¿Algo más? ¿Qué tal si os tirotean, te destrozan un brazo y te caes por un precipicio, con tu amigo dándote por muerto? Desde luego hay muchas cosas tras ese momento que quedan en incógnitas según el propio juego (¿Cómo sobrevive a la caída y por qué hay un equipo médico deseando implantar armas de fuego en brazos amputados, así por la cara?), pero mientras que Barret es capaz de levantarse y crear un grupo revolucionario para revelarse contra Shinra, Dyne se queda hundido en la mierda, deseando destruirlo todo porque no hay nada que le importe en este mundo.

¿Y qué es lo más "divertido"? Que Barret logra levantarse porque encuentra una razón para vivir: Marlene, la hija de Dyne, que no murió en el ataque. Es decir, el único hilo de esperanza que le podría quedar a Dyne se lo lleva su amigo. ¡Con razón se vuelve loco y nos ataca al descubrir que su hija está viva y es Barret quien la cuida!

Cuando tras ese mítico combate 1 contra 1 Barret le pide que vuelva con Marlene y dice la mítica frase de "Estas manos están demasiado manchadas (de sangre) para cogerla", nos da el colgante de su mujer para que lo dé a Marlene y hace lo que hace... T_T

MOGUTARO Y MOGUJIRO
FINAL FANTASY IX (PSX, 2001)

No nos gustan los tutoriales, es un hecho, pero está claro que leerlos es importante para comprender todos los elementos disponibles en un juego con la complejidad de un RPG. Cada título busca la mejor forma de intentar ser descriptivo y práctico sin aburrir al jugador, pero en Final Fantasy IX encontraron un método particularmente curioso: Llevarnos a observar una conversación entre un joven moguri (Mogujiro) y su amigo/maestro (Mogutaro), viviendo las preguntas y respuestas sobre los diversos elementos del juego.

La verdad es que el tutorial en sí, fuera parte de tener a moguris por ahí, es igualmente aburrido, pero que se haya quedado para la posteridad ese "¡Cada día se aprende algo nuevo, KUPÓ!" como marca básica de esta pareja, les ha dejado como ejemplo simbólico del carisma en un tutorial.

Además, es posible encontrarlos con nuestro grupo, momento en el que, sin duda, a todos se nos dibujó una sonrisa. Y, ojo, que no son los únicos moguris carismáticos de Final Fantasy IX...

HANDSOME
POKÉMON EDICIÓN PLATINO (NDS 2009) EN ADELANTE

El detective más carismático de la serie Pokémon apareció como un simple personaje extra de la Edición Platino y caló tanto en la comunidad que ha aparecido en todos los juegos posteriores de la serie.

Con su carismática gabardina (Hay quien dice que un homenaje al Dr. Who que interpretó David Tennant), su nombre en clave (Looker en inglés) y su propio tema musical, nuestro detective suele aparecer como extremadamente sobrado ante nuestros protagonistas y revelando todo tipo de cualidades.

Sin duda, lo más llamativo es su capacidad para llegar justo al final (Algo que comparte con ciertos profesores pokémon), su dominio del arte del disfraz y, sobre todo, la pérdida de su compañero Croagunk un tiempo antes de que nos lo encontremos en Pokémon Edición X/Y, donde tiene su propia agencia de detectives y vivimos una hermosa aventura donde tiene que ejercer como padre de una chica que vivía en la calle.

CESPENAR
BALDUR'S GATE II: THRONE OF BHAAL (PC, 2001)

Como toda gran serie, Baldur's Gate nos presenta multitud de personajes secundarios carismáticos, pero pocos son tan memorables como el pequeño diablillo Cespenar, al que conocemos en la expansión de Baldur's Gate II: Throne of Bhaal.

Este diablillo aparece en el refugio de nuestra alma de Bhaal y ejerce de mayordomo para nosotros, principalmente mejorando objetos mágicos que logramos en nuestra aventura, forjando algunos de los mejores objetos del juego. Pero no solo es práctico, Cespenar es también jodidamente divertido.

Desde su voz terriblemente chillona (En inglés alcanza proporciones más cercanas a "aspirar helio", con eso lo digo todo xD) a sus frases para el recuerdo, este personaje es una combinación perfecta de "monosidad" e impertinencia. Fuera parte de estar dando vueltas por ahí murmurando "Brillantes" y cosas por el estilo, cuando hablamos con él se ofrece a meterse en nuestras bolsas para registrar nuestro equipo mágico y con TODO lo que puede mejorar suelta algún comentario cómico del tipo:
  • "Es un guante. ¿Y por qué solo hay uno? ¿Qué te crees, una estrella del rock? ¡Ah, no, espera! ¡Aquí hay otro!"
  • "¿Eh? ¿Una cortina de baño? Oh, solo es una capa. Y con un diseño horrible."
  • "Es el mayal de muchas cabezas. ¡Au! Vaya, cabeza equivocada."
  • "Esta daga la usaba Bhaal de montadientes" (Y es una de las más potentes del juego)
  • "Un día a Bhaal se le calló este martillo en el pie y de la patada que me dio tardé una semana en volver. Fue una semana muy dura."
Y, encima, entre objeto y objeto, va soltando fracesitas del tipo:
  • "Dum, de, dum, de, dum. Busco entre cosas que no son mías. De dum de duuum."
  • "¿Qué es esto, una galleta rancia? (Ruido de comer) Ah. No es una galleta."
  • "Soy un esclaaavooo. Trabajaaando. Trabajaaando. ¡Soy un esclaaaaavoo! ¡Ah! ¡Bonitas botas!"
En serio, solo por él ya merece la pena jugar a Thorne of Bhaal. De hecho, cada vez que pillas objeto mágico nuevo, te alegras doblemente: Primero por el objeto en sí y segundo por ver qué dirá Cespenar del mismo. xD

BUMERANG
WILD ARMS (PSX, 1998)

Es clásico ejemplo de "jefe chulo", Bumerang es uno de los enemigos más carismáticos a los que nos enfrentamos en Wild Arms. Con su propio tema musical y un diseño bastante épico (Aunque en la versión de PSX, con su apartado gráfico, ni de lejos se parecía a este diseño superior. xD), este personaje mezcla de ninja y guerrero con armadura es de los enemigos más duros a los que nos enfrentamos en el RPG de Media Vision.

Apodado "el ejecutor", Bumerang es un mercenario que se une a los demonios que tratamos de derrotar y nos asalta junto a su compañero, Luceid, un lobo gigante que, en realidad, es el Guardián del Deseo. Es decir, lucha junto a la representación física del deseo, que no es más que su ímpetu de luchar, algo bastante especial ya que el grupo de protagonista busca a los guardianes para que les ayuden a derrotar a los demonios y ese en particular está "aliado con los malos".

Entre la dureza de los combates que libramos con él/ellos, un tema musical tan chulo con un "toque español":

... Su aspecto y su simple aspiración por el disfrute del combate, Bumerang es de esos personajes que no se puede considerar ni bueno ni malo, simplemente se enfrenta a nosotros porque se lo piden y porque somos fuertes.

Una maravilla de personaje. :3


En fin, aquí están mis cinco personajes secundarios que se me han ocurrido comentar, si queréis aportar vuestros propios personajes secundarios, ya sabéis. ;)

6 comentarios:

  1. Sabía que Dyne aparecería, pero no creí que tan pronto :p
    Curioso diablillo de Baldur's gate *_*

    ResponderEliminar
  2. Pues mira, no había caído en Mogutaro como secundario, pero sí que pega XD
    Si se me ocurren algunos decentes hago una entrada, pero estoy algo espeso y ahora no caigo (más allá de los 2 dichos) :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pss! ¡Pss! Si has jugado a Wild Arms, hay otro malo MUY carismático con un final precioso... :P

      Eliminar
    2. A mi de Wild Arms de PSX me encantaba Zed, su tema era glorioso xDDDDDDD

      Eliminar
  3. El que ahora ultimo me conmovió bastante fue Sutherland de Dragon Age: Inquisition. Es admirable el nivel de lealtad y agradecimiento que muestra por el simple hecho de haberle dado una oportunidad.
    Un clásico seria Nanaki de FFVII, recuerdo con nostalgia como se me caían las lágrimas con joystick en mano al presenciar su historia.

    ResponderEliminar