viernes, 7 de junio de 2013

Micrososft vuelve a sembrar dudas con el funcionamiento de Xbox One.


Xbox One parece que pretende ser la consola más odiada de la historia incluso antes de su salida y, aunque parecía que Micrososft iba a arreglar parte de los elementos de su nueva consola que resultaban nefastos para los jugadores, los últimos datos sobre ella parecen encaminarnos a todo lo contrario.
  1. La consola podrá estar desconectada de internet 24 horas como máximo. Pasado ese tiempo, se supone que no será posible seguir usándola sin conexión. Es decir, que si Micrososft cierra sus servidores para mantenimiento, habrá que rezar para que tarden menos de un día, porque en caso contrario no podremos jugar con la consola. Y no solo eso: ¿Irse de fin de semana con la consola? Pues vete a un sitio con conexión a internet, porque si no solo la podrás disfrutar 24 horas. Vamos, como tener Steam en el portátil. (Eso es malo)
  2. Los juegos físicos solo serán necesarios la primera vez. Sí, porque la consola guarda tus juegos tanto en el disco duro como en la Nube, de forma que te llevas la Xbox One a Australia y tienes conexión a internet, todos tus juegos estarán ahí. Cada consola podrá tener asociadas hasta 10 cuentas y todas tendrán acceso a todos los juegos. (Eso es bueno)
  3. Podremos vender juegos de segunda mano, pero si las compañías nos dejan. Uno de los aspectos más confusos de la consola, ya que es una mezcla de lo que podemos hacer en Steam con acuerdos con ciertas tiendas especializadas, de forma que el formato físico queda un tanto "secuestrado" por diferentes criterios. Basicamente, será posible regalar/vender juegos a otras personas, pero solo si han sido amigos nuestros durante más de 30 días y si nos deja la compañía distribuidora. Vamos, que EA, Capcom, Ubisoft y otras peseteras del sector se están frotando las manos. (Eso es malo)
  4. Kinect estará ahí, pero puedes hacer como si no. Tener una cámara en una consola que requiere contínua conexión a internet compromete bastante la intimidad de los usuarios, así que Microsoft ha asegurado que podremos controlar en todo momento lo que graba o escucha Kinect. Nada saldrá de la consola si no le damos permiso, pero algunos juegos nos pedirán que activemos ciertos elementos de Kinect para funcionar. (... ¿Me puedo ir ya?)

4 comentarios:

  1. No entiendo lo de los juegos de segunda mano xD

    A parte, lo del formato físico, no se suponía que podías jugar con tu partida en la consola de otro porque estaban los datos en la nube?

    En qué coño piensan los de microchof?-_-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, se puede, pero con tu cuenta y conectado a internet. Sin conexión solo podrás estar en otra consola 1 hora de máximo.

      Muy raro todo. xD

      Eliminar
  2. Lo de Steam es hilarantemente falso xD Sólo los juegos que "llaman a casa", los de funciones online activas, necesitan de online. Los juegos indies minimalistas funcionan indefinidamente sin conexión (hey, yo he instalado mi librería entera de juegos en PCs de amigos entrando con mi cuenta una sóla vez) y los que están en 50/50 (sin funciones online, pero piden conexión para actualizaciones) funcionan perfectamente a través del ejecutable de la carpeta origen.

    Dicho todo esto, no voy a pillar esa consola. Rara vez conecto las sobremesa a la red (para actualizaciones importantes, parches, y poco más, y aun en esos casos lo hago todo a la vez) así que es una máquina que no podría usar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues entonces tengo una mala suerte del copón, porque de los que tengo solo FTL y Terraria (Ese no lo he probado) me puede ir sin conexión. El Baldur's Gate EE, que es el que más me interesaba, me dice que entre a Steam o me joda. ^^u

      Eliminar